Innovación

El primer generador eléctrico eólico con materiales superconductores es español

Escrito por Marcos Merino

Supone un gran hito para el sector, puesto que ha sido posible reducir el tamaño del dispositivo al tiempo que aumentaban su rendimiento y eficiencia.

Los Institutos de Ciencia de Materiales del CSIC en Barcelona y Aragón llevaban tiempo trabajando codo con codo con la compañía Gamesa Innovation and Technology (filial de Gamesa Corporación Tecnológica) para desarrollar un prototipo de generador eléctrico, el primero del mundo diseñado para su uso en turbinas eólicas estándar de media velocidad y potencia (de la clase 2 Megawatios). Y su trabajo ha rendido frutos: un prototipo a tamaño real que constituye la culminación de la primera fase del proyecto (parcialmente financiado por el Ministerio de Innovación y Competitividad) y un gran hito para el sector, puesto que han sido capaces de reducir su tamaño al tiempo que aumentaban su rendimiento y eficiencia.

La clave de este avance reside en los materiales superconductores usados en su diseño. Estos materiales carecen de resistencia eléctrica, lo que les permite conducir electricidad sin pérdidas. Pero también ofrecer ventajas en la generación de la misma: el uso de imanes basados en bobinas superconductoras en generadores eléctricos disminuyen su peso y dimensiones, así como las pérdidas por calentamiento (y con ellas, la necesidad de refrigeración). A esto último contribuye el hecho de que el generador eléctrico superconductor no incorpore hierro en su circuito magnético, y el que use mucho menos cobre que los convencionales.

Las ventajas que ofrece este nuevo tipo de generadores eléctricos con materiales superconductores son múltiples: se simplifica toda la estructura mecánica interior del aerogenerador así como su sistema electrónico. Con ello, se simplifica el montaje y el mantenimiento, disminuye el riesgo de averías y se alarga el tiempo de intervención para el mantenimiento. Se trata, además, de un generador más ligero que puede obtener la misma potencia o más que los generadores convencionales con menor velocidad de rotación (un tercio de la habitual).

Las entidades implicadas en el desarrollo de este prototipo continúan actualmente colaborando para realizar ensayos de campo y ofrecer nuevas soluciones tecnológicas innovadoras y viables en este sector. Según el CSIC, “en un horizonte próximo, cuando se incremente la producción de materiales superconductores y se reduzca su precio, también se reducirán los costes de aplicaciones derivadas. La futura implantación de este tipo de generador eléctrico superconductor en los aerogeneradores abre una nueva perspectiva para la industria eólica, haciendo más eficientes y robustos los molinos eólicos y abaratando la producción de energía“.

Vía | R+D CSIC

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.