Innovación

El cepillo de la Iglesia anglicana se digitaliza: pago móvil para los feligreses

El pago móvil llega a la Iglesia anglicana

A partir de hoy, 16.000 parroquias, catedrales y centros sociales británicos de la Iglesia anglicana en Reino Unido aceptarán el pago móvil como alternativa para realizar donativos, ampliando las posibilidades del tradicional cepillo parroquial.

Si recientemente te contábamos que ICF Zurich, una iglesia evangélica de la ciudad más grande de Suiza ya acepta donaciones voluntarias de sus feligreses en diversas criptodivisas como  bitcoin (BTC), efectivo de bitcoin (BCH), ether (ETH), ripple (XRP) y stellar lumen (XLM), hoy te traemos otra novedad que salpica de innovación a una religión tradicional, que no es ajena al potencial y capacidad de los smartphones como herramientas para generar dinero o ampliar posibilidades para los fieles.

En este caso nos movemos hasta Reino Unido, donde la Iglesia anglicana ha anunciado esta semana que será posible realizar pagos móviles con tarjeta a través del sistema conocido como contactless. Desde el día de hoy será posible hacer aportaciones económicas de hasta 30 libras sin incluir el PIN de la tarjeta de crédito, permitiendo transacciones discretas y veloces, un método de pago que ya facilitan en Reino Unido farmacias, restaurantes o supermercados. Además, con la llegada de la tecnología contactless las operaciones se han multiplicado por 20 desde 2014.

El Papa ya tiene cuenta también en Instagram

El pasado verano los sacerdotes realizaron con excelentes resultados una prueba piloto con el pago móvil en 40 iglesias, por lo que decidieron extender el método a todo el país, especialmente pensando en el segmento joven, más amigo de las transacciones online que de llevar encima dinero en efectivo. Los feligreses más digitalizados podrán emplear su tarjeta de crédito o débito, así como otras aplicaciones como Apple Pay y Google Pay tanto en misas como en bautizos o bodas.

La tecnología del proyecto proviene de dos firmas fintech: iZettle y SumUp, a las que podría recurrir también la iglesia católica, a la que pertenecen uno de cada diez británicos y que se plantea introducir el pago móvil en sus filas, teniendo en cuenta que Reino Unido es uno de los países europeos donde más se utiliza la tarjeta de crédito, especialmente por motivos de higiene y rapidez.

Cabe destacar el gran poder recaudatorio de la Iglesia anglicana, que recoge al año en donativos 580 millones de libras al año -cifra equivalente a 661 millones de euros- siendo la mayor parte giros domiciliados. Ahora, los creyentes más adeptos a la tecnología podrán hacer su aportación desde su aplicación favorita con solo un clic.

Fuente | The Guardian

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.