Innovación

Blockchain, la llave para un sector agroalimentario más transparente y seguro

Blockchain, la llave para un sector agroalimentario más transparente y seguro

El Blockchain puede ser una potente tecnología al servicio de una industria agroalimentaria más sostenible, eficiente y transparente, asegurando la trazabilidad de los productos y localizando cualquier problema surgido a lo largo de la cadena de suministro.

Al igual que ha sido el soporte para el auge de criptomonedas como Bitcoin, Ethereum o Monero, tiene un infinito potencial para mejorar la seguridad del sistema sanitario, optimizar las transacciones bancarias o ponerse al servicio de los sectores como fintech e insurtech, la tecnología Blockchain también revolucionará las cadenas de alimentación y el sector agroalimentario, sentando una nueva era.

Según apuntan desde el blog de Panda Security, la cadena de bloques brindará un sistema de información y almacenamiento de datos segura y abierta que podrá garantizar la procedencia exacta de los alimentos pese a la complejidad entre productores e intermediarios. El blockchain impedirá la piratería y modificación de información, dando a conocer las transacciones de forma simultánea y en tiempo real. Así, los minoristas podrán conocer el origen de cada producto y las operaciones de su proveedor.

Beneficios y ventajas que aporta el Blockchain a la industria financiera

Entre sus ventajas, cabe destacar el gran incremento de la seguridad, impidiendo tanto fraudes y falsificaciones como contaminaciones alimenticias, razones por las que grandes marcas de la talla de Nestlé, Unilever o Carrefour ya investigan como aplicar dicha tecnología a sus cadenas de suministro. 

Desde el punto de vista del destinatario final facilita la combinación de plataformas y organizaciones, como la World Fair Trade o Marine Stewardship Council, permitiendo la creación de certificaciones de sostenibilidad independientes y normas externas que las compañías podrán implementar para mejorar el respeto al medio ambiente y generar unas dondiciones de trabajo éticas, tal y como ya hace la startup Provenance.

El blockchain también impedirá las manipulaciones no deseadas de alimentos, contribuirá a detectar lotes sospechosos y a gestionar los productos, así como para etiquetar con total transparencia los productos, de forma que con un simple código de barras cualquier dispositivo inteligente acceda a información como la fecha de nacimiento de un animal, el empleo de antibióticos y vacunas, la procedencia de un cereal o la crianza de un ganado.

Por último, los errores en los datos podrán ser detectados, rastreando a los autores individuales de comportamientos fraudulentos o errores en los pedidos. En definitiva, desde el mismo origen de un alimento hasta que llega a tu plato, el Blockchain permitirá un acceso a los datos nunca antes visto.

Fuente | Panda Security

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.