General Tecnología

Llegan los descuentos geolocalizados a las compras

Una nueva forma de hacer publicidad no intrusiva basada en la localización. ShopAlerts permite a los usuarios darse de alta en un sistema que envía anuncios personalizados a su teléfono móvil cuando se pase junto a un local que esté suscrito a la red comercial.

A diferencia de otros servicios semejantes para iPhone, no hace falta descargarse nada ni tener aplicaciones activas, ya que la información se recibe a través de mensajes de texto sólo cuando se desee, y vale para cualquier terminal con GPS. Los cupones, las promociones y los descuentos geolocalizados y geodirigidos han llegado.

Alertas opcionales y cerradas

Otra de las características de este servicio de Placecast es que está dirigido a un área concreta y cerrada. Utilizando la tecnología “Geo-Fence”, la misma que se usa por ejemplo para controlar que los niños de las guarderías no salgan de un perímetro determinado.

En el caso de la telefonía móvil, como en este en concreto, esta tecnología se utiliza en torno a cada tienda para dirigir las alertas que envía el servicio al móvil.  Cuando el cliente está a cierta distancia de una tienda, un cálculo bastante preciso apoyado en transmisores locales de datos, se envía automáticamente un mensaje. La falta de precisión del GPS para móviles impide que se realice a través de ese otro sistema. De este modo, la información llega al cliente cuando esté en un área determinada invitándole a entrar al establecimiento, y no una vez que ya está allí como ocurre con los servicios de registro por geolocalización.

ShopAlerts presenta otra ventaja frente a servicios parecidos. No requiere que el empresario instale hardware o software alguno. Basta con que se dé de alta negociando con su distribuidor, y a la vez que los usuarios acepten publicidad de su negocio.

La geolocalización sigue sin triunfar

Quizá ShopAlerts no tenga el toque tecnológico fashion ni la repercusión en los medios que las redes sociales por geolocalización como Foursquare, pero tampoco les importa. Después de todo, el último informe de Placecast-Harrys Interactive daba como resultado que sólo un 7% de los hombres y un 4% de las mujeres usan actualmente servicios basados en el registro localizado como los anteriores. Sin embargo, un 40% son asiduos al uso de SMS.

Placecast sabe que el futuro estará más cerca de los nuevos servicios que de su oferta, pero la geolocalización aún es una tecnología que sólo han adoptado quienes siguen más de cerca los avances en telefonía móvil. Mientras tanto, ShopAlerts ya funciona en Estados Unidos de la mano de su primer cliente, la marca de ropa The North Face.

Original: Sarah Perez

Sobre el autor de este artículo

Redacción TICbeat

Actualidad y análisis en tecnología, tendencias, aplicaciones web, seguridad, educación, social media y las TIC en la empresa.