Entrevistas

Jesús Huerta (Junta de Andalucía): “El ciudadano sólo prefiere la eAdministración cuando el trámite es sencillo”

jesus-huerta-junta-andalucia
Escrito por Esther Macías

Entrevistamos a Jesús Huerta Almendro, director general de Política Digital de la Consejería de Hacienda y Administración Pública de la Junta de Andalucía.

Jesús Huerta Almendro lleva un año al frente de la Dirección General de Política Digital de la Consejería de Hacienda y Administración Pública de la Junta de Andalucía. En esta entrevista, Huerta Almendro explica a TICbeat cómo valora este periodo y cuál ha sido su estrategia a seguir para acelerar la adopción de la administración electrónica en esta comunidad autónoma en un momento especialmente difícil para el sector público en general por los recortes presupuestarios en los que se ha visto sumido en los últimos años.

El responsable reflexiona, además, sobre el futuro de la eAdministración y el uso que los ciudadanos hacen de ésta. Aunque destaca la buena posición de Andalucía en este aspecto, reconoce que el uso por parte de los ciudadanos de los servicios digitales tiene todavía mucho margen de mejora. “Quizás las Administraciones han podido partir de un supuesto erróneo y es que el ciudadano prefiere relacionarse con la Administración por medios digitales. El tiempo y la experiencia han acabado demostrando que sólo lo prefiere cuando el trámite es sencillo y de respuesta inmediata”, concluye.

 

TICbeat.- En febrero de 2013 su predecesor en el cargo anunciaba un presupuesto de 44 millones de euros para el pasado ejercicio, dirigido a implantar un modelo de gestión pública “digital, unificado, y con apertura a la gestión en la nube” a través de los sistemas corporativos que se gestionan en la Consejería de Hacienda y Administración Pública. ¿En qué punto de implantación se encuentra este modelo en la actualidad?

Jesús Huerta Almendro.- Estamos impulsando decididamente el Proyecto Giro, un proyecto de enorme envergadura que persigue unificar el Sistema de Gestión económico-financiera de la Junta de Andalucía. Hemos puesto en producción el módulo de Presupuestos y estamos a punto de abordar  su implantación definitiva con el arranque el 1 de enero de 2015 de los módulos de ejecución presupuestaria. Respecto a la gestión de Sistemas, desde Andalucía estamos atentos a toda innovación que permita poner las TIC al servicio de los ciudadanos de la manera más eficiente, pero no partimos de cero. Hemos hecho un importante esfuerzo en la mejora de nuestras infraestructuras dentro de la restricción presupuestaria en que nos encontramos. Además, estamos escuchando al sector y haciendo planteamientos de gestión en la nube en aquellos aspectos más susceptibles de generar eficiencia. En cualquier caso, hay pasos intermedios que debemos ir dando (consolidación de infraestructuras u homogeneización de sistemas) para avanzar de forma segura y sostenible hacia nuevos modelos de gestión.

 

Nuestros pasos persiguen avanzar hacia una Administración sin papeles, ayudar a hacer transparente la acción de Gobierno y poner la información a disposición de quién la necesite”

 

TB.- Lleva un año al frente de la Dirección General de Política Digital de la Consejería de Hacienda y Administración Pública de la Junta de Andalucía. ¿Cómo valora este periodo y cuál ha sido su estrategia a seguir? 

JHA.- Ha sido un año tremendamente ilusionante en el que todos nuestros proyectos han tenido un  impulso considerable. La estrategia fundamental pasa por que las tecnologías generen valor añadido a los ciudadanos, facilite su relación con la Administración y mejore la gestión de la misma. Nuestros pasos persiguen avanzar hacia una Administración sin papeles, ayudar a hacer transparente la acción de Gobierno y poner la información a disposición de quién la necesite. Para ello contamos con todos, trabajamos en equipo con los distintos sectores de la Administración Andaluza y mantenemos un diálogo fluido con el sector TIC, que debe ayudarnos tanto a innovar como a lograr la sostenibilidad económica de las políticas digitales.

 

TB.- ¿En qué planes concretos están inmersos en la Dirección de Política Digital para lograr una eAdministración real y eficaz?

JHA.- Se están potenciando los Portales de relación con la ciudadanía, convergiendo actualmente en el marco estratégico de la Ley de Transparencia  de Andalucía. El portal de transparencia en sus primeras fases, bajo la coordinación funcional de la Consejería de Presidencia, y por tanto, como una herramienta absolutamente transversal, está a punto de ser una realidad. Igualmente se trabaja en ofrecer cada vez más datos abiertos, en la simplificación de procedimientos y en la participación ciudadana. En todos estos planes tenemos que ofrecer herramientas tecnológicas que actúen de facilitadores de los objetivos.

Respecto a las herramientas de gestión, además del proceso de convergencia en el área financiera y contable, se están impulsando tramitadores corporativos que, en una Comunidad del tamaño de Andalucía, se antoja fundamental para compartir información, homogeneizar procedimientos, generar igualdad, transparencia y establecer el control necesario.

Por último, quisiera destacar que trabajamos intensamente en la interoperabilidad de los sistemas. La interoperabilidad nos permite afrontar, por un lado, el objetivo de “dato único”, que garantizará la unicidad y la calidad de la información; por otro lado, el objetivo de la Administración sin papeles, ya que en la medida en la que la Administración es capaz de compartir la información, almacenarla digitalmente, y hacerla accesible, se evitarán la continua copia en papel y las molestias a los ciudadanos reclamándoles documentación que ya obre en poder de los servicios públicos.

 

Trabajamos intensamente en la interoperabilidad de los sistemas”

 

TB.- ¿Cómo valora el estado de la Administración Electrónica en Andalucía respecto al resto de comunidades autónomas?

JHA.- Andalucía es la Comunidad Autónoma que alcanza una mayor disponibilidad media de servicios públicos online, de acuerdo con el Estudio Comparativo 2014 en dicha materia que forma parte del Informe “eEspaña 2014” de la Fundación Orange. Lidera así el “primer grupo de madurez” que se define en dicho estudio. Asimismo, forma parte del grupo de Comunidades Autónomas que destacan en la disponibilidad de servicios que alcanzan lo que se denomina “Etapa 4” (Tramitación totalmente electrónica). En la última edición del Cuestionario de Administración Electrónica (datos recabados en 2013) puede observarse la elevada utilización del Registro electrónico de la Administración de la Junta de Andalucía, que supone un 25% sobre el total de entradas, así como de la realización de firmas electrónicas.

La Junta de Andalucía asume y garantiza la extensión y cobertura de la prestación de servicios de certificación electrónica para la totalidad de las Administraciones Públicas andaluzas. Es decir, que mediante estos servicios también los ayuntamientos andaluces disponen de lo necesario para el desarrollo e implantación de servicios de administración electrónica y en general para el impulso de la relación por medios electrónicos con la ciudadanía. Facilitar el despliegue de los certificados electrónicos de identidad de persona física con los Ayuntamientos andaluces contribuye decisivamente al desarrollo efectivo de la accesibilidad digital, a la utilización de medios electrónicos para el acceso de los ciudadanos a los servicios públicos bajo los principios de equidad, no discriminación por residencia, impulso de la cohesión territorial y disminución de la “brecha” digital. Andalucía es la primera Comunidad Autónoma en número de este tipo de certificados y en porcentaje de población que dispone del mismo. Hemos hecho posible que la ciudadanía andaluza disponga gratuitamente de un certificado electrónico reconocido que habilite para la firma electrónica y no requiera de dispositivo hardware para su utilización. Ya existen más de 900.000 certificados válidos de esta clase emitidos en Andalucía, todos los solicitados. En la actualidad trabajamos paralelamente en la consolidación y unificación de la infraestructura tecnológica relacionada con la firma electrónica, una medida necesaria para poder garantizar la sostenibilidad y la adecuación técnica y normativa.

 

Andalucía es la Comunidad Autónoma que alcanza una mayor disponibilidad media de servicios públicos online

 

TB.- ¿Cuáles son los grandes retos a los que se enfrentan? Hablaba de su labor en materia de interoperabilidad pero ¿no sigue siendo ésta uno de los grandes desafíos, al menos entre los sistemas de las diversas regiones?

JHA.- En un mundo global la interoperabilidad es clave para la interacción, para compartir información. Creemos que ahora es más necesaria si cabe y por ellos estamos trabajando como primera medida en la interoperabilidad dentro del ámbito de la propia Junta de Andalucía. Pero la interacción en que creemos tiene connotación de reciprocidad, de pluridireccionalidad. Hoy no es necesario unificar y cambiar sistemas constantemente, deben interoperar entre sí sin caer en el riesgo de la centralización absoluta. Por otro lado, las Administraciones a veces hemos pecado de simplistas al intentar resolver problemas de intercambio de datos exclusivamente a nivel tecnológico cuando a veces ha faltado un trabajo previo de consenso a nivel conceptual y semántico. Tenemos esos retos por delante.

 

TB.- Pero también ha habido muchos logros, ¿cuáles destacaría?

JHA.- Existen múltiples ejemplos en el ámbito de proyectos de la Junta de Andalucía. Pero por dar como ejemplo concreto el citado proyecto Giro, me gustaría resaltar que se integra con más de 20 sistemas de información distintos, tanto del ámbito de la Consejería de Hacienda (caso del Sistema de Información de Recursos Humanos, por ejemplo) como de otros organismos (caso del Sistema de Información de Gestión Logística del SAS). Para integrar estos sistemas se ha elaborado un catálogo de servicios que comprende en torno a 120 servicios Web.

 

TB.- ¿Cuáles son los servicios públicos digitales más ampliamente utilizados en Andalucía?

JHA.- Por lo que respecta al uso directo por parte de la ciudadanía cabe destacar la receta electrónica, la Historia Digital de Salud, la cita previa con el médico, o trámites relacionados con las demandas de empleo, renovación de Carnet de Familia Numerosa, bolsa de empleo del Servicio Andaluz de Salud, etc. En cuanto a los más utilizados dentro de la propia Administración podemos citar el Sistema económico financiero de la Junta de Andalucía, los sistemas de Recursos Humanos con todas las funcionalidades ofertadas a los trabajadores tales como la consulta de la nómina, obtención de la vida laboral del trabajador, etc., el portal Séneca de Educación…

 

TB.- Precisamente uno de los grandes desafíos de la administración electrónica es su empleo real y efectivo por parte de los ciudadanos. ¿Cuál es su percepción respecto al uso que se realiza en Andalucía de los servicios digitales tanto por parte de ciudadanos como por parte de empresas?

JHA.- Andalucía forma parte del primer grupo de Comunidades Autónomas respecto de la disponibilidad media de servicios online dirigidos a las empresas. Tal y como expresa el ya citado Informe eEspaña 2014, aquellas con un desarrollo equilibrado a medio y largo plazo de los servicios dirigidos a ciudadanía y empresas disponen de un modelo de servicios más sostenible y adecuado a la demanda real de ciudadanía y empresas. Para nosotros es muy importante la base creada con la  Plataforma de Relación con la Ciudadanía para facilitar el acceso al estado de tramitación de procedimientos que afecten a las actividades económicas, a los que ahora, en el marco del Decreto-ley 5/2014, de 22 de abril, de medidas normativas para reducir las trabas administrativas para las empresas, estamos dando un nuevo impulso.

 

El uso por parte de los ciudadanos de los servicios digitales tiene todavía mucho margen de mejora”

 

Respecto al uso ciudadano ya hemos comentado la buena posición relativa de que partimos, pero el uso por parte de los ciudadanos de los servicios digitales tiene todavía mucho margen de mejora. Quizás las Administraciones han podido partir de un supuesto erróneo y es que el ciudadano prefiere relacionarse con la Administración por medios digitales. El tiempo y la experiencia han acabado demostrando que sólo lo prefiere cuando el trámite es sencillo y de respuesta inmediata. De ahí el éxito de trámites como los servicios de cita previa frente al fracaso de trámites complejos que en muchos casos requieren de asesoramiento técnico o conocimientos informáticos. Por ello, más que empeñarse en convertir en procesos telemáticos todos los procedimientos administrativos por complejos que sean, creemos que hay que dar prioridad a la simplificación de trámites y el fomento de los trámites digitales de respuesta inmediata, como el ejemplo andaluz de la receta electrónica. Ese tipo de respuesta es muy bien valorada por los ciudadanos y les ahorra tiempo o desplazamientos. Esa debe ser nuestra prioridad: ofrecer servicios que legitimen ante la ciudadanía el uso de fondos públicos.

Por otro lado, pese al liderazgo andaluz en materia de firma digital, observamos como siguen existiendo resistencias hacia los procesos que implican firma con certificados digitales, a veces porque supone una dificultad tecnológica para el ciudadano (por ejemplo, de compatibilidad entre los distintos elementos tecnológicos que intervienen), otras veces  por  dudas sobre su seguridad. Este tipo de circunstancias han impedido generalizar más su uso entre la ciudadanía, y el escaso éxito del DNI electrónico puede ser un ejemplo de estas dificultades. Así que debemos aprender de la experiencia y, siendo pragmáticos, restringir la obligatoriedad de este tipo de firmas para actos que requieran la mayor de las garantías, e impulsar otro tipo de sistemas de autenticación y firma electrónica no basados en certificados electrónicos.

 

TB.- ¿Con qué presupuesto cuenta actualmente su Dirección para llevar a cabo su labor y a qué áreas se destina? 

JHA.- Seguimos manteniendo el presupuesto en torno a los 40 millones de euros, incluyendo áreas como sistemas, desarrollos, mantenimientos e innovación, tanto en aspectos específicos de la Consejería de Hacienda y Administración Pública como en Sistemas corporativos de toda la Junta de Andalucía. Luego, en el ámbito específico de cada Consejería se dedican partidas concretas a la materia tecnológica.

 

Estamos apostando por la concentración y consolidación de sistemas, por la interoperabilidad entre ellos que nos permita eliminar información redundante, y mantenemos la apuesta por la liberación de códigos ofreciendo la reutilización de nuestros desarrollos”

 

TB.- ¿Ha cambiado su política en materia de gestión de los sistemas de información? ¿Hasta qué punto la consolidación de sistemas y la apuesta por la reutilización del software ha formado parte de su estrategia? 

JHA.- Por supuesto, la restricción de recursos obliga a analizar detalladamente a qué se dedica el gasto para ser más productivos y desgraciadamente hemos constatado que existe una dispersión en infraestructuras y sistemas que puede ser más eficiente. Estamos trabajando en invertir esa tendencia, apostando como ya hemos dicho, por la concentración y consolidación de sistemas, por la interoperabilidad entre sistemas que nos permita eliminar información redundante, y mantenemos la apuesta por la liberación de códigos ofreciendo la reutilización de nuestros desarrollos.

 

El modelo de licenciamiento de software debe ceder ante modelos más avanzados de servicios”

 

TB.- Por último, ¿hasta qué punto cree que ha afectado la reducción presupuestaria experimentada en los últimos años en los organismos públicos españoles al avance de la eAdministración?

JHA.- Ha afectado sin duda y ha puesto de manifiesto que hay un modelo, a mi juicio obsoleto, como es el de licenciamiento, que debe ceder ante modelos más avanzados de servicios. En el ámbito TIC se han generado situaciones de monopolio que están impidiendo la transformación del sector hacia modelos sostenibles para el cliente.

 

 

Sobre el autor de este artículo

Esther Macías

Periodista especializada en tecnología, innovación, economía digital y emprendimiento. Tras un largo paso por iWorld y ComputerWorld, desde 2013 estoy inmersa en la prodigiosa aventura de TICbeat como jefa de redacción.

  • Asunción Saura

    ¡buenísima entrevista!