Empresa

Twitter se desangra en China con el adiós de su principal directiva

Después de que Jack Dorsey decidiera quitarle la relación con los anunciantes chinos, Kathy Chen -directora de Twitter en ese país- ha desertado de la compañía.

2017 no empieza mucho mejor para Twitter de lo que acabó el nefasto 2016, al menos en cuanto a la sangría de directivos de primer nivel se refiere. El último rostro conocido en saltar del barco ha sido Kathy Chen, máxima responsable de la red social en China, quién anunció su marcha mediante un tuit a primera hora del 31 de diciembre, en plena Nochevieja.

Kathy Chen apenas ha durado ocho meses en el cargo y, lo que es más significativo, no se va de Twitter por ninguna otra oferta laboral, sino que se tomará unos meses de descanso. Y es que, por todos es sabida la enorme presión que la compañía ha ejercido sobre su división china, uno de los mercados clave no sólo para la expansión internacional de Twitter, sino también para la captación de dinero que ayude a mantener a flote el buque del pajarito azul.

Recordemos que Twitter no está operativa en China, debido a las restricciones y la censura ejercida por el gobierno comunista de ese país. Sin embargo, la empresa de Jack Dorsey mantiene una oficina en la próspera Hong Kong para trabajar con los clientes de publicidad procedentes del Gigante Asiático, así como para poder captar talento y relacionarse con el pujante ecosistema de emprendedores y desarrolladores que está surgiendo en aquel lugar.

Una función esencial que Chen habría perdido en favor de la dirección regional de la zona APAC. “Ahora que el equipo de Twitter en la región de APAC está trabajando directamente con los anunciantes chinos, es el momento ideal para que yo abandone la empresa”, ha confesado la ya exdirectiva china.

La fuga de Kathy Chen sigue a la del despido de Dick Costolo como CEO y la vuelta de Jack Dorsey o la deserción del legendario director de operaciones de Twitter, Adam Bain, sustituido posteriormente por Keith Coleman, cuarta persona en el cargo en apenas tres años. En agosto de 2016, sin ir más lejos, el equipo de comunicaciones corporativas de Twitter perdió a cuatro miembros, incluyendo a su vicepresidente y el director general.  A ellos hay que sumar también otros rostros conocidos que decidieron huir de la delicada situación que vive la compañía, incluyendo al vicepresidente de ingeniería Alex Roetter, a la vicepresidente de medios globales Katie Jacobs Stanton, al vicepresidente de productos Kevin Weil o al responsable de Vine, Jason Toff.

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.