Tribuna

La revolución conectada

yago tenorio vodafone
Escrito por Tribuna

Con la mirada puesta en las redes 5G, que se estima que llegarán a partir de 2020, ya se están implantando las tecnologías clave del futuro en las redes móviles de Europa y del resto del mundo.

Recientemente se ha anunciado el lanzamiento de 4,5G con velocidades de descarga de hasta 700Mps. De esta forma, algunas operadoras se están anticipando a una demanda de datos que está creciendo de forma exponencial debido al uso de aplicaciones de streaming, especialmente vídeo.

Asimismo,  se están adelantando tecnologías de 5G al presente, para mejorar la capacidad de las redes, como Massive MIMO, que permite multiplicar hasta por 5 veces el número de usuarios conectados a altas velocidades de forma simultánea.

M-MIMO es especialmente útil en eventos o espacios con concentración masiva de usuarios de smartphones. De esta forma, Massive MIMO se desplegó en Madrid el pasado mes de junio coincidiendo con el World Pride Madrid 2017, o en el  Sinan Erdem Dome de Estambul en mayo, con motivo de la Euroliga de baloncesto.

No debemos olvidarnos de la latencia, que va a jugar un papel cada vez más importante en aplicaciones como realidad virtual, realidad aumentada, gaming o automoción. Las redes necesitan un cambio estructural que permita reducir la latencia para poder proporcionar servicios nuevos con un gran potencial para mejorar la calidad de nuestras vidas.

La virtualización de las redes y su definición o reconfiguración por Software (NFV/SDN) son otros de los viajeros claves en este camino de transformación tecnológica de las redes.

En este sentido, podemos sentirnos orgullosos del esfuerzo inversor realizado en los últimos años en el sector de las telecomunicaciones para que las redes de banda ancha ultrarrápida sean hoy una realidad en nuestro país.

Cómo y dónde navegar a velocidad 4,5G en España

Por otra parte, España es uno de los pocos países que cuenta ya con una red comercial NB-IoT (Banda estrecha de Internet de las Cosas) disponible en las ciudades con más población y que se lanzó comercialmente en un tiempo record, sólo 7 meses después de su estandarización.

NB-IoT permite aumentar el área de cobertura de señal hasta siete veces en comparación con la tecnología GSM existente.

Esto es de gran utilidad para conectar dispositivos en espacios interiores o subterráneos,  como contadores de gas, medidores de agua, alarmas de humo o fuego, y monitores de estacionamiento. También es muy relevante en áreas de escasa cobertura. Además, NB-IoT cuenta con importantes ventajas respecto a la duración de las baterías, extendiéndola hasta en más de 10 años en dispositivos donde es clave.

Estos nuevos estándares tecnológicos van a permitir satisfacer las demandas actuales y futuras de la sociedad del siglo XXI. Una mayor rapidez de respuesta para acceder a servicios y compartir información, bajo consumo energético y la conexión de unos objetos con otros y con Internet permitirán la creación de nuevos servicios y negocios en múltiples sectores: desde la sanidad a la automoción, pasando por los servicios y la industria.

La conectividad va a ser fundamental para la automatización de objetos, servicios y nuevos entornos que hasta ahora carecían de ella o sólo disponían de ella de forma parcial como el coche, los hogares, o las ciudades.

No es descabellado pensar que en los próximos años la conectividad de casi todo a las redes de telecomunicaciones propiciará cambios de gran magnitud que transformarán la sociedad, como en su momento lo hizo la máquina de vapor dando comienzo a la Revolución Industrial.

El autor de este artículo es Yago Tenorio, director de Red de Vodafone Group

Sobre el autor de este artículo

Tribuna

Los principales CEO, CIO, CTO y personalidades relevantes del ecosistema empresarial y emprendedor español y mundial, tienen su hueco en TICbeat.com para contarnos su punto de vista en artículos libres e independientes.