Empresa

Tres consejos para mantenerte productivo cuando te sientes abrumado

como mantenerse enfocado cuando estamos agobiados

Te revelamos tres consejos que te permitirán mantenerte enfocado y productivo, incluso en los momentos en los que te sientas completamente abrumado. Priorizar, realizar esquemas de las tareas y no dejar de avanzar son algunas de las claves.

Es fácil sentirse abrumado cuando te ves obligado a hacer malabares con proyectos múltiples, hay un exceso de  tareas en la oficina o simplemente has comenzado a invertir en tu propio negocio.  Y estos sentimientos de agobio a menudo conducen a una especie de parálisis de la productividad que se alimenta a sí misma y evita que sigamos rindiendo.

Si estás sintiéndote abrumado por la cantidad de trabajo que debes soportar y las tareas se te acumulan, no desesperes.

Te contamos tres sencillos trucos con los que mantenerte productivo y focalizado en momentos de agobio. Según los consejos del CEO de BodeTree, en la revista Forbes.

Dibuja un mapa de tareas

lista de tareas

Administrar una lista profunda de tareas  puede requerir un alto nivel de gestión y es posible que si no estás organizado termines perdiendo u olvidando algún cometido.

Lleva a cabo un mapa esquemático de las tareas consigue una función doble. En primer lugar, proporciona una visualización sólida de todo lo que tienes que hacer y la relativa complejidad o prioridad de cada una de estas iniciativas.

Cómo hacer una lista de tareas que te ayude a ser más productivo

En segundo lugar,  este gráfico te ayudará a reducir algunas de las tareas menos importantes que tiene en tus listas. Al visualizar cada subtarea, es fácil identificar las que puedan estar duplicadas, o pueden delegarse de manera efectiva. Con lo que podrás empezar a reducir volumen de trabajo.

Realiza una priorización

Método Kaizen o regla del minuto, la fórmula mágica para vencer la pereza

Una manera eficaz de seguir avanzando y mantenernos productivos cuando nos sentimos desbordados es priorizar honestamente los objetivos y reconocer las cosas que pueden distraerte o que en realidad poseen escaso valor.

Piensa que si todo es una prioridad, entonces nada lo es. En cambio, clasifica las tareas según tres factores: tiempo, esfuerzo e importancia estratégica para saber cuáles son las tareas que realmente requieren más atención.

En cuanto al tiempo, aquellas que tienen fechas límites naturales están fuera de  su control, es decir deben ser realizadas en ese plazo , con lo que es más fácil organizarlas en función de ello.

Las iniciativas basadas en la importancia estratégica, algunas a primera vista pueden parecer poco importantes a corto plazo, pero no se puede sobre estimar su importancia estratégica a largo plazo. En estos casos, puede tener sentido elevar estas tareas de nivel antes que otras para capitalizar la oportunidad estratégica.

Crea algo tangible

trucos para ser buen trabajador y no exceder la jornada laboral

Una de las cosas más frustrantes para un empresario abrumado es la sensación de que simplemente no avanza. Muchos de los problemas con los que te puedes ver obligado a tratar son conceptuales y, por lo tanto, el tiempo y el esfuerzo que pones en ellos rara vez resultan en un producto de trabajo tangible.

Intento superar esto forzándote a crear algo tangible para todo en lo que estés trabajando. Ya se trate de una memoria resumida, un diagrama de flujo o incluso una simple presentación de diapositivas, tener algo que mostrar por sus esfuerzos juega un papel importante para ayudarlo a sentirse como si estuviera avanzando cuando la carga de trabajo es abrumadora.

3 consejos que pueden ayudarte a ser más feliz y productivo

Y ante todo recuerda que lo importante en los momentos de sobrecarga de obligaciones es poder seguir avanzando.  Con estos tres trucos podrás saber cómo mantenerte productivo y no ceder a los sentimientos de desesperanza.

Sobre el autor de este artículo

Cristina Fernández Esteban

Licenciada en periodismo. Entusiasta de la tecnología, la literatura y el café.