Empresa

Sony regresa a la batalla de los televisores OLED: Bravia A1

Escrito por Víctor Pérez

Sony regresa a la batalla de los televisores OLED casi diez años después con el Bravia A1, un espectacular televisor 4K HDR que promete una imagen casi perfecta e incorpora un original sistema de sonido: el audio sale a través de la vibración de la pantalla.

Después de la renovación de la apuesta de LG por el OLED y la apuesta de Samsung por el QLED, una especie de evolución del LED con el que funcionan la mayoría de televisores, llegaba el turno de Sony en el CES 2017 de Las Vegas. La compañía nipona ha confirmado los rumores al subirse de nuevo al carro de las pantallas OLED, por lo que intentará batallar directamente contra LG, que se ha establecido en los últimos años como prácticamente la única referencia del sector.

La apuesta de Sony por la tecnología OLED no es nueva. En octubre de 2007 la compañía nipona presentó en sociedad el XEL-1, nada menos que el primer televisor OLED de la historia. Lejos de lo que estamos acostumbrados a ver hoy en día aquel modelo consistía en una pantalla de 11 pulgadas por un precio de nada menos que 2.500 dólares, reflejo de los elevados costes de fabricación asociados por entonces a esta tecnología: el XEL-1 llegó a España año y medio después por “solo” 4.999 euros.

Sony mantuvo su apuesta por estos televisores OLED durante unos años más en Japón, aunque los fue dejando poco a poco de lado hasta que dio por finiquitada su venta en febrero de 2010. Siete años después regresa a la carga con el Bravia A1, un imponente televisor OLED 4K HDR que ha sorprendido en Las Vegas por su diseño, que prescinde de los altavoces y presume de un marco extremadamente delgado: el sonido sale a través de la vibración de la superficie de la pantalla.

Guía completa con lo que necesitas saber sobre los televisores HDR

Una fórmula original que según lo visto en la presentación de Las Vegas no afecta a la calidad de la imagen porque las vibraciones son tan minúsculas y rápidas que se hacen invisibles al ojo humano. Esta nueva gama de televisores OLED de Sony bautizada como Bravia A1 aterrizará en tres pulgadas de gran formato (55, 65 y 77 pulgadas) pero por el momento se desconoce su fecha exacta de comercialización o precios de venta al público.

sony_bravia_oled

Lo que es evidente es que Sony ha decidido dar un paso adelante en la carrera por los televisores con pantalla OLED, una tecnología que hasta hace muy poco resultaba inasumible en términos de rentabilidad pero que poco a poco se ha ido optimizando, de ahí que hayan comenzado a bajar los precios de venta al público de los televisores OLED. Lo que no confirmará Sony es que el panel de su innovadora televisión está fabricado por LG, que por el momento parece el único fabricante a nivel masivo de este tipo de paneles.

Juan José González (Sony): “El futuro está en el Internet de las Cosas”

Eso sí, el Sony Bravia A1 incorpora un procesador propio, X1 Extreme 4K HDR, que incorpora tres nuevas tecnologías: remasterización HDR basada en objetos, super bit mapping 4K HDR y doble procesamiento de bases de datos. Por supuesto hablamos de un dispositivo que ofrece la máxima resolución (4K) y la última tecnología de alto contraste (HDR), aunque no tenemos detalles sobre su nivel máximo de brillo.

La nueva apuesta de Sony por los televisores OLED viene de la mano del sistema Dolby Vision y funciona además con Android TV como sistema operativo, ¿acertará esta vez Sony con su TV OLED?

Sobre el autor de este artículo

Víctor Pérez

Acostumbrado a 'cacharrear' desde que tengo uso de razón. Apasionado por el mundo del I+D y por las últimas tendencias de Internet. Audiófilo por definición.