Empresa

¿Qué es un TRADE o trabajador autónomo económicamente dependiente?

¿Qué diferencias hay entre un TRADE y un autónomo económicamente dependiente?

¿Quieres saber si eres un TRADE o autónomo económicamente dependiente? No es lo mismo que ser un falso autónomo y cuentan con más protección social que los trabajadores por cuenta propia convencionales.

Es importante saber diferenciar entre las figuras de TRADE y autónomo económicamente dependiente, ambas diferentes de los falsos autónomos, cuyos puntos clave puedes consultar en este artículo. En primer lugar y como señalan desde la asesoría online Txerpa, un autónomo económicamente dependiente es aquel trabajador por cuenta propia que posee un cliente aporta por lo menos el 75% de sus ingresos. Para entrar dentro de esta categoría no pueden contratar a ningún trabajador o subcontratar a otro autónomo, a no ser que se den circunstancias muy concretas como el cuidado de un hijo menor de edad.

Cómo crear una factura en Excel

¿Y para ser considerado TRADE de forma oficial? El Estatuto del trabajo autónomo afirma que es preciso contar con esta consideración especificada en su contrato, el cual deberá ser enviado a la Seguridad Social. Dado que los TRADE poseen derechos reconocidos en sus contratos comerciales, las empresas suelen oponerse en muchas ocasiones a incluir esta especificación, pese a que se cumplan los requisitos de dicha denominación.

Ejemplo de TRADE

Por ejemplo, un TRADE sería un electricista o técnico de mantenimiento que tiene el contrato de mantenimiento de las instalaciones de un gran hotel. Es autónomo, posee sus propios medios de trabajo y organiza por si mismo sus tareas con autonomía. La mayor parte de sus ingresos proceden del hotel, al que dedica prácticamente la mayor parte de sus jornadas laborales. Como es autónomo puede realizar trabajos puntuales para otros clientes o empresas, sin llegar a tener un establecimiento abierto al público.

Cabe puntualizar dos cosas con respecto a Hacienda y a la Seguridad Social. En el caso del fisco, a la Agencia Tributaria no le importa que no conste especificado en el contrato que seas un TRADE, ya que de igual modo puedes aplicarte las reducciones previstas para la Declaración de la Renta. Para verificar que todo va bien, pueden pedirte la contabilidad, pero no debes informar previamente de nada. En cambio, en la Seguridad Social te pedirán el contrato, en el que debe constar de forma específica tu condición de TRADE. Si demuestras que lo has sido, podías recibir el paro de autónomos al cotizar por cese de actividad.

El problema reside en que hay muchos más TRADE que los que figuran en los contratos. Según información del INE y la Seguridad Social, recogida por ATA, en diciembre de 2017 había 9.991 autónomos dados de alta como TRADE, mientras el INE tenía registrados 187.000 autónomos que trabajan de forma predominante con una sola compañía como cliente.

En la actualidad, las asociaciones de autónomos solicitan para atajar el problema y simplificar la cuestión que se cree un registro de autónomos TRADE y que sea el propio autónomo el que tenga la obligación de comunicar y registrar personalmente su condición mediante el Sistema RED, en lugar del cliente, tal y como se detalla hoy en día en los artículos 11 bis y 12 del Estatuto del trabajo autónomo. Así, se evitaría el mal uso de la figura del TRADE y la Inspección de Trabajo de la Seguridad Social podría controlar mejor a las compañías.

Fuente | Txerpa

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.