Empresa

Pasos a seguir para prepararte la noche anterior a una entrevista

preparacion entrevista

El truco para triunfar en las entrevistas es estar preparado: descubre qué pasos seguir la noche anterior para estar listo para conseguir un nuevo empleo.

La noche anterior a una entrevista está cargada de interrogantes: “¿y si no se responder a alguna pregunta?”, “¿y si me quedo dormido?”, “¿y si no encuentro las oficinas?”, “¿y si no les gusto?”.

Los nervios son naturales, y hasta cierto punto inevitables, pero hay un truco clave para reducir el miedo: no solo tienes que estar preparado para el puesto, sino también para la entrevista.

Dicha preparación no se limita a buscar información sobre la compañía, hay otros pasos que puedes seguir el día antes de una entrevista para asegurarte ese nuevo empleo.

Japón, el país de las entrevistas de trabajo imposibles

  • Prepara tu ropa la noche anterior: Puede que ya hayas adoptado este hábito, pero la noche anterior a una entrevista es imprescindible. Te ahorrarás el estrés matinal de decidir qué conjunto es más sofisticado y evitarás ir con una camisa arrugada.
  • Busca tu ruta: Averigua dónde tienes que ir, y cómo irás. Usa un GPS para planear tu ruta y date algo de margen por si tienes algún imprevisto.
  • Imprime tu curriculum: lleva un par de copias de tu CV a la entrevista por si hay más de una persona en la sala.
  • Infórmate sobre tu entrevistador: Entérate de los nombres de las personas que te vayan a entrevistar y asegúrate de que sabes que rol tienen en la empresa. Así, también es aconsejable que busques información sobre ellos en Google o LinkedIn para conocer su trayectoria y hacerte una idea de con quién estás hablando.
  • Prepárate para lo peor: De ninguna manera tienes que ser pesimista, pero si debes ser previsor. Ten en mente que puede estropearse el tren que cojas, causando un retraso o tal vez haya más atasco de lo habitual; planea tu ruta con suficiente tiempo para que este tipo de imprevistos no supongan un problema. De igual manera, puedes consultar las preguntas más raras de las entrevistas ¡que no te pillen desprevenido.
  • Deja tu mochila o bolso preparado: Asegúrate de meter todo lo que necesites, así podrás dejar de preocuparte por si te falta algo. Algunas ideas son maquillaje, quitamanchas, y una copia de tu curriculum junto a cualquier documento que te requieran o pueda jugar a tu favor.
  • Prepárate una chuleta: Anota todos los datos clave sobre los entrevistadores y la empresa, así podrás consultarlo de camino si los nervios empiezan a afectar a tu memoria.
  • Pon la alarma: algo evidente pero esencial.

Vía | Business Insider

Sobre el autor de este artículo

Christiane Drummond

Estudiante de Periodismo y Derecho en la Universidad Rey Juan Carlos, realizando una beca en Axel Springer conectada siempre con la actualidad e innovación!