Empresa

Panasonic dejará de fabricar paneles de televisores a finales de septiembre

Panasonic

Panasonic arroja la toalla en la batalla por la fabricación de paneles para televisores ante la creciente competencia china y surcoreana.

La entrada de los fabricantes ‘low-cost’ no sólo ha provocado el declive del negocio de las principales marcas de smartphones, sino que también ha tenido un fuerte impacto en otras categorías de productos de consumo, como pueden ser los televisores. Buen ejemplo de este efecto dominó es el reciente anuncio, por parte de Panasonic, de que dejará de producir paneles de televisión este próximo mes de septiembre.

Así, la firma japonesa confirma algo en lo que ya venía trabajando en los últimos tiempos, y que ya comentamos en TICbeat: su viraje al negocio B2B (empresa a empresa) para aumentar sus márgenes operativos y reducir su exposición a los fabricantes de bajo coste que asolan el mercado puro de consumo.

De hecho, la fábrica de Himeji (al oeste de Japón, donde se producían estos componentes para televisores) no ha conseguido nunca ser rentable en los seis años en que ha estado operativa, a causa precisamente de la intensa competencia en precios que han emprendido sus rivales surcoreanos y chinos, informa la agencia Reuters.

La decisión de Panasonic supone que su planta de Himeji seguirá produciendo pantallas para pantallas de vehículos y equipamiento médico, pero la producción se reducirá -a corto plazo- a la cuarta parte de las actuales 810.000 unidades al mes en cuanto a los paneles de 32 pulgadas se refiere.

Panasonic ya usaba paneles de sus rivales en sus propios televisores

Tan complicada era obtener paneles de televisión a un coste razonable en la fábrica nipona que varios de los modelos comerciales que Panasonic lanzó al mercado en los últimos meses ya empleaban paneles producidos por sus más inmediatos competidores, como LG Display Co. En ese sentido, cabe esperar que Panasonic siga lanzando modelos de televisión a las tiendas, pero utilizando tecnología de terceros en lugar de la suya propia.

Con esta salida de Panasonic, Japón pierde a uno de sus únicos dos fabricantes de componentes para televisores, dejando a Sharp como el único proveedor en este terreno capaz de representar al país del Sol Naciente.

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.