Empresa

Las claves para no distraerte cuando trabajas o estudias desde casa

trabajar desde casa

¿Te distraes demasiado cuando trabajas o estudias desde casa? No hace falta que vayas siempre a la oficina o a la biblioteca, la clave es crear un ambiente de trabajo adecuado en tu casa. Te contamos los trucos para evitar distracciones cuando teletrabajes.

Poder trabajar desde casa ocasionalmente es todo un lujo, y además puede ser beneficioso para la empresa: según datos del INE el trabajo remoto supone un aumento de productividad del 25%. Eso si, algunos evitan teletrabajar por miedo a desconcentrarse, y es que es necesario crear el ambiente adecuado de trabajo en tu hogar para evitar distracciones.

La mayoría de los trabajadores freelance operan desde casa, aunque ocasionalmente las distracciones provocan que busquen un espacio de coworking. Así, son muchos los estudiantes los que no consiguen concentrarse en casa, y se ven obligados a desplazarse a una biblioteca para poder centrarse en la materia.

Poder trabajar de vez en cuando desde casa y mejorar el descanso, ahorrarte el coste del coworking o evitar perder tiempo de estudio desplazándote a la biblioteca sin duda merece la pena. Por ello,  te dejamos las claves para no distraerte cuando trabajas o estudias desde casa revelados por Houzz:

  • Monta tu oficina: Necesitas tener un espacio reservado para trabajar, libre de distracciones, así que decide donde te vas a asentar y asume que esa será tu oficina. Así, no escatimes al montarlo; evidentemente querrás ahorrar lo máximo posible, pero hay algunas cosas en las que merece la pena gastarse el dinero: la silla y el escritorio. Es imprescindible trabajar en una buena postura, de lo contrario podrías tener graves problemas de salud, y tu escritorio debe ser grande y con suficiente espacio de almacenamiento. Así, es importante que sea un espacio cerrado: una de las principales distracciones para los trabajadores en remoto son las interrupciones, y poder cerrar la puerta aumentará mucho tu productividad. Por último, intenta no compartir oficina con otro miembro de la familia, solo te distraerá.
  • Organízate: Nada de papeles tirados por la mesa: lo único que deberías ver encima del escritorio es el ordenador y el teléfono que uses para trabajar y, si lo necesitas, un cuaderno y bolígrafo. Todo lo demás debería ir dentro de los cajones…pero cuidado, no quieres tener el típico cajón desastre; intenta deshacerte de todos los papeles que no necesites, especialmente si los llevas guardando desde hace más de 5 años. Así, intenta evitar el cúmulo de papeles en un futuro y pásate a lo digital: todas tus suscripciones y facturas podrás pedir que te las envíen online en vez de a domicilio. Para mantener este orden intenta dedicar los últimos 5 minutos de cada día a recoger y explícale a tu familia que tu escritorio no es un lugar donde puedan dejar sus cosas: es tu espacio.
  • Asegúrate de tener una buena conexión a Internet: Es crucial no tener interrupciones por una mala conexión. Puedes aumentar la velocidad de tu WiFi eligiendo el canal correcto o mejorar la señal de la red en 7 sencillos pasos. Así, tampoco querrás tener cables tirados por la mesa: asegúrate de que todo esté lo más recogido posible. Merece la pena invertir en una caja organizadora de cargadores con conexión directa al enchufe o un repetidor de wifi.

Guía para dejar de procrastinar y ponerte manos a la obra

  • La iluminación: Trabajar en un espacio bien iluminado mejorará tu productividad y estado de ánimo. Si puedes intenta trabajar o estudiar cerca de una ventana, para tener luz natural, y usa varias fuentes de iluminación: la luz natural y una lámpara, por ejemplo.
  • No te encierres: También te vendrá bien moverte por la casa y trabajar en otras habitaciones. Tal vez quieras tomarte un descanso en el salón y seguir trabajando un rato desde ahí. Operas principalmente desde la oficina, pero nunca viene mal un cambio de aires.

Sobre el autor de este artículo

Christiane Drummond

Graduada en Periodismo y redactora en TICbeat. ¿Qué me interesa? La innovación, la actualidad, la tecnología y, sobre todo, las personas.