Empresa

¿La multa de Bruselas realmente ha afectado a Google?

Google invierte 300 millones para acabar con las noticias falsas

Alphabet, la matriz de Google, ha presentado sus resultados para el segundo trimestre del año superando las expectativas de Wall Street al registrar unos ingresos récord de 26.200 millones de dólares. La pregunta es, ¿cuánto le ha afectado la histórica multa de Bruselas?

Parece que a Google no le ha ido nada mal el segundo trimestre del año: la matriz de la compañía, Alphabet, ha presentado unos ingresos récord llegando a superar las expectativas de Wall Street.

Mientras que los analistas esperaban ver unos ingresos de 25.600 millones de dólares, Alphabet ha presentado ingresos de 26.200 millones de dólares impulsándolos un 26% en el Q2.

Los ingresos netos fueron algo inferiores a los del mismo período del año pasado: 3.200 millones de dólares frente a los 3.500 mil millones de dólares ingresados en 2017. Esto se debe a la multa impuesta a Google por Bruselas, que ascendió a los 4.340 millones de euros siendo la sanción más alta de la historia. La razón detrás de la multa fue la posición dominante de Google con su sistema operativo Android.

Sin embargo, si tenemos en cuenta la magnitud de Alphabet la multa pierde bastante relevancia. “Es como si una empresa repartidora tiene que pagar por una multa por aparcamiento“, explicó Brian Wieser, analista de Pivotal Research haciendo referencia a la sanción a la que se enfrentó Google, según informa The New York Times. “No es una multa significativa teniendo en cuenta el tamaño de la compañía“, aclaró.

No es la primera vez que vemos a Google salir impune pese a las sanciones que le imponen desde la Unión Europea; el año pasado se enfrentó a una multa de 2.700 millones de dólares y aún así registró ingresos de 3.500 millones de dólares.

Pero, ¿Google es completamente inmune a los castigos de Bruselas? Realmente no. El problema más que la multa, está en los cambios que podría suponer para la compañía. Las autoridades requieren que Google deje de requerir que los fabricantes de teléfonos móviles en Europa instalen el buscador de Google y el navegador Chrome como condición para poder usar el sistema operativo Android.

Fuchsia, el sistema operativo de Google que podría sustituir a Android

En caso de que la compañía cumpliese, menos personas usarían su buscador y navegador, lo que dañaría el modelo de negocio de Google basado en los clicks de los usuarios en los anuncios que aparecen en las búsquedas móviles.

Desde la empresa de Mountain View planean recurrir los cargos. Como explicó Sundar Pichai, CEO de la compañía, Android ofrecía precios más bajos para los consumidores y fomentaba la competencia en el mercado de los smartphones ya que permitía a otros fabricantes hacerle frente a Apple. Además, defiende que provee el sistema operativo de manera gratuita y que tiene que cubrir sus gastos incluyendo sus servicios en el software.

No obstante, deberán buscar una solución rápido si no quieren enfrentarse a más multas en octubre de este mismo año.

 

Sobre el autor de este artículo

Christiane Drummond

Graduada en Periodismo y redactora en TICbeat. ¿Qué me interesa? La innovación, la actualidad, la tecnología y, sobre todo, las personas.