Empresa

IBM estrena en Múnich su sede mundial de Internet de las Cosas

IBM inaugura su centro IoT en Munich

IBM ha invertido en este nuevo edificio 200 millones de dólares, suponiendo el mayor desembolso económico de la compañía en Europa de las últimas dos décadas.

La compañía americana que más patenta y una de las mayores líderes tecnológicas de todo el planeta ha inaugurado en la ciudad alemana de Múnich un nuevo edificio destinado a ser la sede mundial de IBM ligado al Internet de las Cosas. Para los próximos diez años la estrategia de la compañía está focalizada en dos tendencias interrelacionadas: la Inteligencia Artificial y el cloud computing, gracias a las que se desarrollarán herramientas de toma de decisiones muy útiles en el ecosistema empresarial.

Las cinco innovaciones que cambiarán nuestra vida en el próximo lustro según IBM

En concreto, y como hemos destacado en numerosas ocasiones, la apuesta de la empresa es IBM Watson, una tecnología de inteligencia cognitiva que tiene numerosas aplicaciones -desde la lucha contra el cibercrimen, al desarrollo de herramientas para la salud, la asistencia en ventas o los servicios de atención al cliente-. Este complejo y ambicioso sistema de computación en la nube debe se entrenado en cada sector de actividad para aprender de si mismo gracias al machine learning.

Esta semana, el gigante azul ha inaugurado en las afueras de Múnich su sede mundial destinada al Internet de las Cosas, su vertiente de negocio más destacada junto a la salud y el sector financiero. La ciudad bávara es un importante epicentro industrial, sede en la actualidad de pesos pesados como BMW. Es un rascacielos de 333 pisos y en el que trabajarán 1000 profesionales -como desarrolladores, diseñadores, consultores e investigadores-.

Para su construcción ha destinado 200 millones de dólares, y es el primero de los ocho grandes edificios que IBM levantará por el mundo con el propósito de completar la unidad Watson IoT.

 

Laboratorio de innovación, además de sede de Watson Iot

Este rascacielos inaugurado en Múnich no servirá únicamente para entrenar a los sistemas de Internet de las Cosas de IBM, sino que además acogerá los experimentos de innovación de los científicos de datos, ingenieros y programadores, tanto de IBM como de sus partners como BMW, BNP Paribas, Capgemini o Tech Mahindra, los cuales trasladarán equipos de entre 10 y 80 personas para la investigación.

Uno de los grandes objetivos de IBM es especializar sus tecnologías Watson en estas industrias e imponerse como una de las plataformas líderes en el negocio creciente del Internet de las Cosas, que ya acumula unos 600 estándares en la actualidad.

La inversión de IBM en torno a la industria IoT es enorme, ya que el pasado mes de marzo anunció que para desarrollar su negocio 4.0 destinaría entre 2016 y 2020 más de 3.000 millones de dólares. No es de extrañar, ya que en ese año existirán 30.000 millones de dispositivos conectados y cuyos datos generarán un valor de 1,7 millones de dólares.

Imagen | VentureBeat

Vía | VentureBeat

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.