Empresa

Google vence a Oracle en la batalla judicial por Java

CEO de Google: Sundai Pichai.

El jurado del juicio entre Oracle y Google por el uso de 37 APIs de Java en Android falla a favor del buscador y lo exime de pagar hasta 9.300 millones de dólares.

Después de varias semanas de un juicio que ha dejado cruces de acusaciones muy duros, la batalla judicial entre Google y Oracle a propósito del uso de las API de Java ya tiene resultado. Y la decisión que ha tomado el jurado del caso ha sido fallar a favor del popular buscador, avalando el uso razonable de las tecnologías de Java en Android, aún sin el permiso expreso de los de Larry Ellison.

La consecuencia inmediata de esta decisión judicial es que Google no tendrá que hacer frente (al menos por el momento) al pago de la jugosa sanción que le hubiera sido consignada de haber sido condenada. No en vano, Oracle pedía un pago de hasta 9.300 millones de dólares por este uso no autorizado de su propiedad intelectual. La sentencia también tranquiliza sobremanera a la comunidad de desarrolladores en Android, quienes temían que una victoria de Oracle pudiera servir de base a una oleada de demandas contra distintos propietarios de software por sus sucesivas violaciones de sus derechos de autor.

Precisamente este último punto ha sido el que más han destacado los responsables de Alphabet de la victoria sobre Oracle. En un comunicado, la matriz de Google afirma que el veredicto es “una victoria para todo el ecosistema Android, para la comunidad de programación Java, y para los desarrolladores de software que dependen de los lenguajes de programación abiertos y libres para construir productos de consumo innovadores”.

Todo el juicio se circunscribía a cómo debía entenderse el “uso justo y razonable” del software de terceros. Se trata de un derecho recogido en la ley de derechos de autor de Estados Unidos, que permite el uso limitado de material protegido, incluso sin permiso de su dueño, para fines de investigación. Google entendía que el empleo de 37 APIs de Java servía a una misión justificada al ayudar a programadores a desarrollar software e innovación, mientras que Oracle aludía a la literalidad de que las API deben estar protegidas por la normativa de propiedad intelectual y, por ende, Google debía pagar por su uso.

Oracle recurrirá la sentencia

Una victoria de Google que se une a la que ya había conseguido esta empresa en primera instancia, aunque posteriormente Oracle venció en un segundo recurso. Esta tercera sentencia tampoco será definitiva, ya que Oracle no ha tardado en anunciar que está preparando un recurso para conseguir una cuarta revisión del caso.

“Creemos firmemente que Google ha desarrollado Android copiando ilegalmente la tecnología esencial de Java para consolidarse en el mercado de dispositivos móviles”, ha explicado el asesor general de Oracle Dorian Daley a través de un comunicado oficial.

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.