Empresa

Estos son los errores que debes evitar cuando planifiques

como planificar mejor

Aunque pienses que organizar se basa en hacer una lista y apuntar fechas, nada más alejado. Te desvelamos los errores más frecuentes que cometes cuando planificas.

Si eres de los que piensa que para organizarse basta con generar un par de listas con prioridades, eventos destacados y  fechas conectadas, estás equivocado. Saber planificar de una manera productiva conlleva mucho más y, como avance, cabe resaltar que hacer una lista podría situarse en el tercer paso.

El problema es que saltarse algunos de los puntos clave a la hora de planificar no es solo un error común, sino un fallo que puede conllevar que nuestra planificación no sea lo exitosa y útil que debería.

Por eso, en TICbeat hemos recopilado los errores que debes evitar cada vez que te pongas a planificar un proyecto.

  • Antes de nada, crea un objetivo. Antes de coger un papel y un boli y ponerte a jerarquizar acciones y estrategias, párate a pensar que es lo que realmente esperas de ese proyecto. Desde reservar unas vacaciones a lanzar un nuevo producto, la clave es responder a las preguntas adecuadas: Cuál es nuestro propósito, qué estoy intentando solventar, y sobre todo, cómo cambiaría todo con el éxito. Tener claro hacia dónde nos dirigimos hará que el camino sea más fácil.
  • Describe objetivos secundarios. Una vez hayas definido el objetivo principal, es conveniente trazar puntos intermedios que nos ayuden a visualizar los componentes claves del plan general. Esta hoja de ruta permitirá que el camino hacia el objetivo final sea más fácil y recto. Además, nos permitirá retroceder o modificar etapas intermedias sin tener que empezar todo de cero, así como visualizar rápidamente pasos innecesarios.

Las mejores apps para organizar tus tareas

  • Incluye en tu lista de acciones hasta el mínimo detalle. En ocasiones, los errores se encuentran incluso en el famoso listado  El problema es que se tiende a pensar sólo en el qué y el quién. Para que una planificación sea sobresaliente debes dar respuesta también al cuándo, y al cómo de bien. Es decir, hay que analizar todo hasta el mínimo detalle.
  • Ponte en lo peor. Aunque parezca que todo está listo y que es hora de ponerse manos a la obra, la mayoría de planificaciones fallan en la visualización de riesgos. Dar respuesta a qué podría salir mal minimiza los posibles problemas y, ante todo, ayuda a estar preparado si estos ocurren. Te recomendamos jerarquizae los posibles incidentes y analizar con cuáles se podría seguir adelante, o qué hacer si sucede alguno de ellos.

Ahora solo falta que, además de conocer todos estos consejos, tengas la disciplina de llevarlos a cabo de principio a fin. De esta manera podrás hacer mucho más exitosas tus planificaciones.

Vía |Forbes

Sobre el autor de este artículo

Cristina Fernández Esteban

Licenciada en periodismo. Entusiasta de la tecnología, la literatura y el café.