Empresa

Este es el perfil del emprendedor español

emprendedores_cerebro

La tasa de Actividad Emprendedo­ra (TEA), que mide las iniciativas emprendedoras con menos de 3,5 años de vida, continúa con el incremento que comenzó en 2014, alcanzando el 5,7%.

El emprendedor español ronda los 40 años, es (todavía) predominantemente hombre, con formación superior y en cuatro de cada diez ocasiones se trata de una persona con experiencia anterior en proyectos de nuevo cuño o startups.

Ese es el perfil del emprendedor español que muestra un reciente estudio hecho público por el Observatorio del Emprendimiento- GEM (Global Entrepreneurship Monitor) en el que también se destaca cómo el perfil de los nuevos negocios corresponde al de una empresa de pequeño tama­ño (1-3 empleados) que presta servicios a consumidores locales, con poca vocación innovadora (sólo el 30% aporta iniciativas innovadoras) y sin aspiraciones de internacionalización a corto plazo.

A su vez, la tasa de Actividad Emprendedo­ra (TEA), que mide las iniciativas emprendedoras con menos de 3,5 años de vida, continúa con el incremento que comenzó en 2014, alcanzando el 5,7%. Este incremento permite percibir lentamente una mejora en las oportunidades para iniciar un negocio y que más de la mitad de la población considere que emprender es una buena opción profesional.

Perfil del emprendedor en España

Y es que, desde 2011, los niveles del índice TEA en España han oscilado entre el 5,1% y 5,8%, lo que implica cierta estabilidad en la capacidad de emprender pese a las adversas condiciones del entorno. No obstante, estos por­centajes son inferiores a los observados antes de la crisis, entre 2006 y 2008, cuando el TEA llegó a superar el 7%. Estos valores hacen que España permanezca por debajo de la media de los países impulsados por la innovación (8,5%) pero por encima de otros como Italia o Alemania.

Atendiendo a las razones por las que las personas deciden iniciar un proyecto de negocio, más del 73,5% de la TEA de 2015 corresponde a emprendedores por oportunidad, mientras que un 24,8% a emprendedores por necesidad. Estos datos revierten una tendencia que en los últimos años parecía acentuar el peso de la necesidad sobre la oportunidad, ya que de 2008 a 2014 los emprendedores por necesidad fueron creciendo de 14,8% a 29,8%.

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.