Empresa

El mayor error de los negocios en las redes sociales

publicidad en redes sociales

Es fácil caer en uno de los errores más comunes de los negocios en redes sociales. Aprende a evitarlo y descubre las mejores técnicas para promocionarte en la red.

Indudablemente las redes sociales se han convertido en una herramienta clave para promocionar un negocio. No sólo son una manera fantástica de darte a conocer, también sirven para mejorar tu reputación y ofrecer un mejor servicio de atención a tus clientes.

No obstante, algunos usuarios tienden cometer un error muy común a posicionar su negocio en redes sociales: centrarse únicamente en vender su producto o servicio. Eso es, si estás usando Facebook para bombardear a tus seguidores con ofertas estas promocionando mal tu negocio en RRSS.

Resulta irónico, ¿el fin de situar una empresa en la red no es vender más? Evidentemente alcanzar a más personas y fidelizar a mayor número de clientes tiene el objetivo claro de incrementar el consumo. No obstante, lo que importa no es el fin que persigas, sino la manera en la que lo consigas.

Es importante recordar que tu buscas vender tu producto, pero tus clientes no solamente buscan comprarlo. Los usuarios acuden a las redes sociales para encontrarse con actualidad, contenidos de calidad, entretenimiento, diversión, no meramente para vaciar su cartera.

Si la única actividad que observan tus seguidores en la página de tu negocio son contenidos promocionales te convertirás en un incordio carente de valor, prescindible en su timeline. Tienes que aportarle algo a tu red, antes de que ellos comiencen a aportártelo a ti.

¿Cuál es la mejor red social para mi negocio?

La clave para que las redes sociales beneficien a tu negocio está en encontrar un equilibrio entre proporcionar contenido de valor a los usuarios, y además dar a conocer tu producto.

Las siguientes tácticas te ayudarán a triunfar en las RRSS:

  • El Ratio de Oro (30/60/10): Esta técnica recurre a los porcentajes. Mantiene que un 30% de las publicaciones que compartas deberían ser de creación propia, un 60% de contenidos ajenos, y un 10% promocionales.
  • La Regla de los Tercios: Esta regla sigue un método similar a la anterior, sólo que con una distribución equitativa. Un tercio dedicado a creaciones propias, un tercio dedicado a contenido ajeno, y un tercio de promociones.
  • El método 4-1-1: Esta fórmula es aplicable a Twitter. La clave está en publicar 4 contenidos originales ajenos, un retweet interesante y un contenido promocional en tu propio interés.

La clave para mantener fieles a los clientes, pese a compartir contenidos de otros individuos pertenecientes a tu industria, es ofrecerles algo distinto. Crea una red de contenidos completa y agradable, logrando que la interacción en la red se convierta en una experiencia de valor para tus seguidores y en un incremento de ventas para ti.

De esta manera no sólo engancharás a aquellos que ya te conocen, sino que tus contenidos serán dignos de compartir, expandiendo de esta manera tu red de contactos de manera práctica y, fundamentalmente, sin incordiar a nadie.

Vía | Forbes

Sobre el autor de este artículo

Christiane Drummond

Estudiante de Periodismo y Derecho en la Universidad Rey Juan Carlos, realizando una beca en Axel Springer conectada siempre con la actualidad e innovación!