Empresa

El absentismo laboral ya es un “problema estructural” de la economía española

Buena marcha económica, más absentismo laboral. Esa es la fórmula que queda constatada tras el tercer año consecutivo de subida en esta métrica.

La recuperación económica ha devuelto la ilusión al motor de esta locomotora llamada España, arrojando positivos datos de empleo y de impacto social (aunque todavía tímidos para muchos colectivos sociales). Sin embargo, también ha constatado un “problema estructural” de nuestro país: el absentismo laboral.

Y es que, si durante la crisis el número de personas que no acudían a trabajar se redujo de forma notable, ahora ya acumulamos tres años consecutivos de repunte en esta poco honorable parcela. Según el VI Informe Adecco sobre Absentismo, este parámetro sube en 2016 hasta el 4,8%, por encima del aumento del PIB y del empleo.

Se trata de cifras similares a las de 2009, justo al principio de la crisis económica. De hecho, los expertos aluden en dicho informe a una “correlación clara” entre el absentismo y la mejora de la economía española, lo cual nos lleva al mencionado problema estructural de difícil resolución.

Faltar al trabajo es todo un arte: qué excusa poner y cuándo

Traduciendo estos porcentajes a números claros y concisos, el absentismo laboral supone unos 5.993 millones en pérdidas a la Seguridad Social y de 5.065 millones de euros en costes a las empresas por las prestaciones económicas que ambas partes deben asumir durante las bajas de sus trabajadores. A ello debemos unir el coste de oportunidad por los bienes y servicios que se dejaron de producir, otros 57.352 millones de euros el pasado curso.

Durante 2016 se registraron 31,8 procesos y 1.266 días de baja por cada 100 trabajadores a causa de incapacidades temporales, de los que un 86% se derivan de procesos de contingencia común. En total, 4,2 millones de procesos de incapacidad temporal por contingencias comunes, un 8,55% más que en 2015.

Siempre de acuerdo a este estudio, el sector servicios es en el que más absentismo laboral se detecta (5%), por encima de la industria (4,8%) y la construcción (3,1%). a su vez, las regiones donde más horas se trabajó el pasado curso encontramos a Baleares, Madrid, Cantabria, Canarias, Galicia y Murcia. Por último, indican los expertos, la tasa de absentismo es mayor en las mujeres que en los hombres, debido a las responsabilidades familiares que suelen asumir las mujeres en nuestra sociedad actual.

 

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.