Empresa

Dime cómo te comunicas y te diré cuál es tu punto fuerte

comunicacion

Entender tu estilo de comunicación es clave para mejorar tus relaciones con el resto. El psicólogo William Martson aseguraba que existían cuatro personalidades distintas, ¿sabes cuál es el tuyo?

Remontándonos a 1928 encontramos al psicólogo William Marston y su libro ‘Emotions of normal people’ que dejaría un importante legado para las empresas: los 4 estilos de comunicación DISC, denominado así por sus siglas en inglés.

Marston afirmaba que existían 4 rasgos de personalidad que influían en el estilo de comunicación de las personas: Dominio, Inducción, Sumisión y Conformidad.

A día de hoy existen tests de personalidad que determinan en que categoría encajas para entender la forma en la que te comunicas y cómo afecta tus relaciones con el resto. Es más, algunas empresas exigen que el trabajador sepa cuál es su perfil DISC para así identificar sus puntos fuertes.

El objetivo no es entender qué estilo de comunicación es mejor o peor sino comprender cómo es tu personalidad y qué ventajas brindan dichas cualidades. Ya tienes alguna idea para explicar cuáles son tus puntos fuertes en tu próxima entrevista.

Estas son los 4 estilos de comunicación DISC:

  • Dominante: Sin duda el líder del grupo. Las personas que encajan en esta categoría tienden a hablar y moverse rápido y les urge acabar las tareas cuanto antes. Superan cualquier obstáculo para alcanzar sus metas, lo cual puede suponer que dejen al resto en un segundo plano. Este tipo de personas son ideales para llevar a cabo un proyecto de manera urgente y eficaz, ya que sea como sea lo lograrán.
  • Interactivo: Este tipo de personas suelen tener una elevada influencia sobre el resto, ya que son muy expresivos. Al igual que los comunicadores dominantes, también se caracterizan por movimientos y comunicación veloz. Sin embargo, se diferencian por tener un trato mucho más personal; suelen contar historias, ser habladores y positivos. Este estilo de comunicación no pertenece a personas organizadas y observadoras, pero es ideal para promocionar una idea o un evento.

Tres claves para establecer relaciones duraderas con tus clientes

  • Estable: Los sensibles. Conectan mejor con el oyente y se mueven de manera más pausada. Se interesan por el resto y suelen mantener al grupo unido. No obstante, no manejan bien los conflictos. Este tipo de personalidad es ideal para coordinar y conectar por su sensibilidad emocional.
  • Dócil: Este tipo de comunicador es más complaciente. Se interesan por el orden y la precisión. Se fijan en los detalles y son buenos resolviendo problemas y planificando y organizando tareas. Son la persona ideal si prevalece la calidad. Pueden ser algo directos a la hora de comunicarse.

Es cierto que según la situación y el momento podemos adoptar un estilo u otro, pero tendemos a encajar más en un sólo tipo en la mayoría de nuestras interacciones. Saber cómo nos comunicamos y entender cómo interactúa el resto es clave para adaptarnos al resto y mejorar las relaciones personales y profesionales. Así, también puedes sacar provecho de tu virtud e intentar resolver tus defectos atendiendo a cómo te comunicas.

Vía | Business Insider

Sobre el autor de este artículo

Christiane Drummond

Estudiante de Periodismo y Derecho en la Universidad Rey Juan Carlos, realizando una beca en Axel Springer conectada siempre con la actualidad e innovación!