Empresa

Cómo reducir gastos estas vacaciones si eres autónomo

Cómo reducir gastos estas vacaciones si eres autónomo

Es habitual que las vacaciones sean un quebradero de cabeza para el colectivo de trabajadores por cuenta propia, que ven mermados sus ingresos al reducir la cantidad de días que trabajan. Existen algunas medidas para recortar gastos en este período del año.

Los autónomos son a menudo trabajadores 24/7, que dejan de percibir ingresos cuando enferman o se toman vacaciones o días de descanso. Es por ello que si deciden paralizar su actividad laboral durante el período estival sus ganancias pueden sufrir un serio descenso que merme su capacidad de ahorro o empeore sus condiciones económicas, agravadas por la falta de apoyo fiscal e institucional que a menudo demandan.

¿Eres autónomo? Conoce las nuevas medidas recién aprobadas en el Congreso

Existen algunas medidas para reducir gastos estas vacaciones si eres autónomo, dado que el verano es la época con menos actividad laboral en la mayoría de sectoresA continuación, enumeramos algunas de ellas y te recordamos que durante todo el año puedes llevar a cabo medidas de ahorro como la mejora de la eficiencia energética de tu espacio de trabajo, la apuesta por un coworking en lugar de alquilar una oficina para ti solo o la consulta de ayudas para autónomos a nivel social o autónomico.

Medidas para que los autónomos reduzcan gastos en verano

  • Darse de baja como autónomo durante los meses de verano: Si durante julio y agosto no vas a trabajar ni por tanto, a emitir ninguna factura, puedes darte de baja y ahorrarte la cuota a la Seguridad Social, que si corresponde a la base mínima –como la mayoría de los autónomos– se situaría por encima de los 500 euros. Recuerda que no podrás emitir facturas ni deducir gastos, por lo que debes evaluar tu situación personal y en caso afirmativo, posponer a septiembre la entrega de los proyectos. En la parte negativa, perderías bonificaciones como la tarifa plana.
  • También puedes modificar hasta cuatro veces al año tu base de cotización para adecuarla mejor a tus ingresos. Se ha aprobado recientemente en el Congreso de los Diputados esta medida que permitirá que se realicen tres altas y tres bajas al año, con el fin de que los autónomos únicamente paguen por los días trabajados, en el mes de alta o de baja.
  • Reduce el gasto en papel: Puedes realizar pequeños cambios que contribuyan a tu ahorro usando aplicaciones como Dropbox o Google Drive, además de emitir las facturas en formato eléctronico. Así, gastarás menos en papel, en tinta para la impresora y en material de reprografía. También instala luces de bajo consumo e intenta recortar gastos en teléfono aprovechando las vacaciones.
  • Recuerda realizar las pertinentes deducciones: Si trabajas desde casa puedes deducir amortizaciones de hipoteca, pagos de la comunidad de propietarios e impuestos como el IBI de forma proporcional al espacio utilizado para desarrollar la actividad. Por ejemplo, en una vivienda de 50 metros cuadrados con una oficina que ocupa el 20 por ciento, habrán de calcularse las deducciones en función de ese porcentaje, no de la superficie total.
  • En torno al controvertido caso de los suministros, se ha aprobado en el Congreso que se establezca un 20% de deducción de los gastos de suministros de agua, luz, electricidad y telefonía cuando el autónomo trabaja desde su casa. 
  • Recuerda que también se establecen deducciones para la manutención -si esta afecta a la actividad- de hasta 12 euros diarios que deberás justificar por medios telemáticos -pago con tarjeta o con vales de comida-. No olvides que deben tratarse de consumiciones realizadas en días laborales y en restaurantes o cafeterías.

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.