Emprendedores

La plataforma Pypna democratiza el camino hacia el éxito de los músicos

Escrito por Carlos Domínguez

La startup Pypna propone una plataforma de vídeos donde las visitas pueden ayudar a los músicos y arrtistas a lanzar sus carreras profesionales

Bartos Javier Cañete se encontró un día pensando que los concursos musicales de artistas machacaban sistemáticamente a la inmensa mayoría de los ilusionados participantes. ¿De qué manera se podría aprovechar todo el esfuerzo e ilusión de estos músicos?, ¿cómo satisfacer sus deseos? Todos los artistas tienen la necesidad de ver cumplidas sus aspiraciones de éxito. En respuesta a esta pregunta surgió Pypna: una plataforma de vídeos sin jurados ni selecciones en la que todo el que quisiera al menos una oportunidad de triunfar en la música la tuviera. O lo que es lo mismo, democratizar el camino del éxito.

Pypna pone la plataforma, el sistema y las recompensas. Los músicos, con su arte, atraen al público general y con ello se generan las visitas. Los artistas pueden disfrutar de interesantes servicios a cambio de alcanzar determinado número de visitas para los vídeos de sus canciones: si consiguen 50.000 grabarán su canción en estudio, si llegan a las 150.000 obtienen la grabación de un videoclip y si aumentan a 500.000 podrán grabar su CD de manera profesional.

Si bien se plantea como un reto como en el caso de los concursos, en Pypna no existe competencia entre los participantes. No hay jurados ni selecciones, todo depende del esfuerzo y la calidad del artista. Cualquiera puede llegar a las recompensas si consigue el objetivo.

El cliente de Pypna

Para esta plataforma de promoción artística los clientes son directamente los músicos. Los consumidores de videos musicales son público objetivo para los artistas, pero no para la plataforma. El sistema de Pypna se basa en el crowdvisit: los usuarios son quienes entran a ver los vídeos y obviamente representan el verdadero tráfico de la web, pero quienes los atraen son los artistas estimulados por las recompensas.

Pypna ofrece a los artistas la posibilidad “cierta, real y concreta”, según opina su CEO, de iniciar o impulsar su carrera profesional aumentando decisivamente sus posibilidades de triunfar. Las recompensas del sistema, es decir, grabar y promocionar una canción, un videoclip o todo un disco, son en definitiva hitos determinantes en la proyección de cualquier artista. “Pypna les ofrece lo que más desean, les permite alcanzar sus sueños sin jurados ni selecciones, les asegura alcanzar una meta contando tan solo con su esfuerzo y calidad”, realza Cañete.

‘In Video’, el modelo de negocio de Pypna

La plataforma basa su sistema de ingresos en la publicidad In Video y la oferta de servicios extra para los músicos. El 99% del tráfico de Pypna lo generan los vídeos de los artistas, que tienen incorporado un vídeo publicitario, así que la publicidad In Video juega un papel relevante. “Este tipo de publicidad se está afianzando en internet como una opción mucho más rentable que la publicidad convencional”, asegura Cañete. En el caso de la plataforma internacional yume.com con la que trabajan, el CPM puede alcanzar los 4-6 euros.

Por otro lado, Pypna ofrece a los músicos la posibilidad de acercarse a su objetivo final de una forma mucho más rápida mediante SMS y llamadas tarificadas 905, con un sistema que ha puesto en marcha con WPR. Así, si para grabar una canción de estudio se requieren 50.000 visitas, con SMS de sus fans necesitarían solo 300 y con llamadas únicamente 220.

En todo momento se pueden combinar las tres modalidades con la siguiente equivalencia:

 1 SMS = 167 visitas

1 llamada = 227 visitas.

Planean también ofrecer servicios que sirvan de ayuda práctica a los músicos, como incorporar la gestión del registro de la propiedad intelectual de videoclips, en colaboración con el despacho internacional Martínez Echevarría, con un importe por cada registro de unos 20-30 euros. Por último, pero no menos importante, estaría la posibilidad que tendrían los artistas de promocionar sus vídeos dentro de la web y de las redes sociales de Pypna. Estos paquetes de promoción rondarían los 5-10 euros.

Quién es quién en Pypna

Pypna la componen cuatro socios, dos dedicados a la gestión y dos a la parte técnica. En la parte técnica están Antonio Muñoz, CTO, y Marco Martínez, CIO; técnicos superiores informáticos y propietarios de TMWebs, una empresa con más de 10 años de experiencia en el desarrollo web, cloud y móvil.

En la gestión figuran Ricardo Molleja y Bartos Cañete. Bartos, CEO de Pypna, es Máster de Dirección Financiera de ESIC y licenciado en Derecho. Se ha dedicado durante 17 años a la actividad política en labores de dirección política y de equipos, así como en desarrollo económico y organización. Ricardo, CCO de Pypna, es un emprendedor del sector del diseño y la joyería con más de 25 años de experiencia en dirigir y crear empresas. Cuenta con tres marcas, de las cuales dos de ellas han sido pioneras en comercializarse por medio de las redes sociales y solo venden a través de Internet.

Presente y futuro de Pypna

Hasta este momento, Pypna ha funcionado con los fondos aportados por sus socios. Ha llegado el momento de aunar fuerzas para dar el salto: se encuentran en negociaciones con dos inversores friends and family para que participen en la inversión y estos días acaban de empezar en ESADE BAN la presentación ante inversores más grandes, para lograr su objetivo de ampliar el capital en 200.000 euros.

Los desarrolladores cuentan con la plataforma ya operativa y ultiman la implementación de la publicidad In Video para todos los formatos y sistemas. En el futuro inmediato prevén la incorporación del servicio de SMS y 905.

En el área de los contenidos, para el primer semestre de 2014 tienen previsto ampliar la plataforma a otros ámbitos de la cultura y el entretenimiento, empezando por el humor y continuando con la literatura y las artes escénicas, con el objetivo de atraer, además de músicos, a humoristas, escritores, actores y bailarines.

El pitch de Pypna

Pypna sale al mercado como graduada de la 2ª promoción del Founder Institute de Barcelona. Su CEO Bartos J. Cañete nos presenta su pitch:

Sobre el autor de este artículo

Carlos Domínguez