Emprendedores

Neelie Kröes: “En Europa no tenemos que copiar a Silicon Valley sino ser nosotros mismos”

Escrito por Esther Macías

Propiciar un modelo propio y diferenciado. Ésta es, según Neelie Kröes, la clave para impulsar el ecosistema emprendedor en Europa. Así lo ha indicado la vicepresidenta de la UE en la presentación del programa Startup Europe en Madrid.

Hablar de emprendimiento en Europa –especialmente si lo comparamos con el ecosistema homólogo en Estados Unidos, infinitamente más avanzado y cuna de las empresas tecnológicas más punteras del mundo– supone hacerlo de un problema endémico que arrastra el Viejo Continente desde hace años. Con el fin de superar por fin las barreras existentes y convertir a Europa en un lugar propicio para emprender, la Comisión Europea puso en marcha hace un año Startup Europe. Se trata de un programa enmarcado en la Agenda Digital Europea que se ha presentado hoy en Madrid y cuyo objetivo último es apoyar y promover las nuevas tecnologías y el emprendimiento en el ámbito digital.

La presentación ha corrido a cargo de Neelie Kröes, vicepresidenta de la UE y comisaria de la Agenda Digital, y Zaryn Dentzel, CEO y fundador de Tuenti, la red social adquirida por Telefónica en 2010 y ahora también operador móvil virtual, y que es uno de los promotores y firmantes de un manifiesto creado por el Startup Europe Leaders Club, el grupo que aúna a algunos de los emprendedores más destacados del panorama europeo como los fundadores y confundadores de empresas como Spotify, The Next Web y Rovio Entertainment, entre otras, además, obviamente de Tuenti, la única empresa española en este selecto grupo.

La tecnología como motor europeo

Kröes destacó en el encuentro la necesidad de encontrar la vía de crecimiento para Europa en el campo de las nuevas tecnologías, especialmente en un momento duro económicamente para la economía del Viejo Continente y en especial para la de algunos de sus países miembros como España que sufre una de las tasas más pronunciadas de paro. Kröes está convencida de que la clave de cara al futuro no es otra que apostar por la tecnología como sector de crecimiento.

En este sentido, aseveró la vicepresidenta europea, las operadoras tienen mucho que decir ya que están experimentando toda una transformación y han dejado de tener su principal negocio en la voz para tenerlo en los datos. Por ello, señaló Kröes, desde las instituciones europeas es preciso saber cuáles son las necesidades de las operadoras de nueva generación.

Kröes añadió que también es fundamental saber qué es preciso para facilitar el emprendimiento en Europa y por eso decidió pedir opinión a los emprendedores más destacados. Y de ahí salió la iniciativa Startup Europe y el manifiesto del Startup Europe Leaders Club, que ya han firmado unos 5.000 emprendedores europeos, y que propone, según el CEO de Tuenti, que “se eliminen las barreras innecesarias para emprender y se favorezca a los nuevos proyectos de innovación tecnológica con menos burocracia y más apoyo fiscal y financiero”.

En busca de un modelo propio

Entre los principales retos que tiene Europa, según destaca el citado manifiesto destacan aumentar la educación y las habilidades necesarias entre los jóvenes; ampliar y mantener el acceso al talento local e internacional; tener más acceso a capital para aumentar las posibilidades de éxito de los proyectos; modernizar las políticas de privacidad, seguridad y protección de datos; y ser referentes del sector a través del fomento del liderazgo en conocimiento.

A pesar de todo ello, Zaryn Dentzel aseveró que en Europa es posible emprender. “Cuando vine aquí –Dentzel es americano– muchos me dijeron que por qué venía a Europa desde Estados Unidos cuando podía emprender mejor en Silicon Valley. Pero hemos demostrado que es posible encontrar talento en España y la tecnología necesaria para desarrollar los proyectos”.

Para Dentzel Europa tiene cosas muy positivas y lo que hay que hacer es motivar para que se creen más compañías en la región, de ahí la iniciativa de crear el citado club que lo que busca es “recoger las mejores prácticas de diferentes empresas punteras en Europa”.

Kröes afirmó estar intentando encontrar soluciones para mejorar el ecosistema emprendedor en Europa. De hecho, recordó, en un año se ha puesto en marcha la primera red de aceleradores empresariales en Europa para la que la Comisión ha lanzado una convocatoria de 100 millones de euros con el fin de apoyar a las aceleradoras ‘made in Europe’.

En cualquier caso, la clave, para la vicepresidenta europea, es encontrar un modelo propio que acelere el emprendimiento. “Mucha gente se queja de por qué no tenemos un Silicon Valley en Europa, pero lo que yo digo es que no tenemos que copiar Silicon Valley, tenemos que ser nosotros mismos”, afirmó Kröes.

 

Sobre el autor de este artículo

Esther Macías

Periodista especializada en tecnología, innovación, economía digital y emprendimiento. Tras un largo paso por iWorld y ComputerWorld, desde 2013 estoy inmersa en la prodigiosa aventura de TICbeat como jefa de redacción.