Educación

MIOTI, la primera universidad centrada en Internet de las Cosas

mioti instituto iot
Escrito por Ana Muñoz

Nace MIOTI (Madrid Internet of Things Institute), la primera universidad centrada en formar a futuros profesionales en el Internet de las Cosas.

El centro cuenta con unas instalaciones de lo más vanguardistas donde los últimos avances tecnológicos relacionados con los dispositivos conectados, Inteligencia Artificial y comunicaciones IoT estarán a disposición de los alumnos.

“Queremos ser el catalizador del cambio que trae la revolución de los dispositivos conectados a través de la formación”, ha señalado Manuel Muñiz, CEO de MIOTI, durante el acto de presentación.

Para cumplir con este ambicioso objetivo, este instituto de formación IoT cuenta entre su Consejo Académico con reputados miembros del sector tecnológico y educativo internacional, como Adam Seldow, responsable de Educación de Facebook, Ludovic Moan, CEO de Sigfox o Blanca Soriano, directora de Adquisición de Talento en Microsoft.

MIOTI es uno de los proyectos creados y desarrollados dentro de Unlimiteck, uno de los Company Builders más conocidos del panorama español.

Alberto Rodríguez, uno de los fundadores, apuntó durante la presentación que es “necesario” crear proyectos como MIOTI para liderar la transformación que ya se está produciendo con los dispositivos conectados a Internet.

IoT y Ciberseguridad: ¿Aliados o enemigos?

MIOTI comenzará sus programas de posgrado a partir de octubre y lo hará centrándose en los principales verticales de IoT con laboratorios específicos para coches autónomos, smart cities o salud inteligente, entre otros.

Sus instalaciones se encontrarán en THECUBE Madrid, un edificio de 5.000 m2. “Para nosotros, MIOTI es la piedra angular de todo lo que sucederá en el nuevo ecosistema que estamos creando, y verá la luz en septiembre”, ha explicado Javier Esteban, CEO de THECUBE.

Sobre el autor de este artículo

Ana Muñoz

Licenciada en Periodismo. Tecnoadicta, apasionada por los wearables y las pelis de superhéroes.