Educación

¿Confías en ti mismo?

Confianza en uno mismo
Escrito por Autor Invitado

Es uno de los mayores impedimentos que nos impide alcanzar nuestros objetivos. Todos tenemos, o hemos tenido alguna vez miedo a nuestro jefe. Miedo a que nos despidan, a que no estén satisfechos con nuestro trabajo, o simplemente a no poder ofrecer lo mejor de nosotros.

Cuando otros tienen expectativas en nosotros, tendemos a sentirnos presionados, y lo que es peor, asustados. Tenemos miedo a no cumplir con sus expectativas y decepcionarles.

Podemos estar extremadamente cualificados para nuestro trabajo, podemos tener mil estudios, mil diplomas, diez masters, y seguir teniendo miedo. Necesitamos una cualidad, y sin ella estamos perdidos: Confianza, seguridad en uno mismo. Sin esta cualidad somos inútiles. Cuando no tenemos fe en nosotros mismos, estamos acabados, no hay nada que podamos hacer, eso es un hecho.

Si nos paramos a pensar que significa confianza en uno mismo, todos tenemos la definición muy clara: “Capacidad de creer en uno mismo para lograr cualquier tarea, dejando de lado los obstáculos y todas las dificultades que se pongan en nuestro camino.” Pero si en lugar de pensar en la definición en si, tratamos de aplicarla a nuestra personalidad y a situaciones de nuestra vida diaria, nos damos cuenta de que no ponemos en práctica esta cualidad tanto como deberíamos, a veces siquiera lo intentamos.

Sin embargo, por muy desastroso que esto parezca, no todo está perdido. Hay quien nace siendo seguro y confiando en si mismo, también hay quien es inseguro hasta para elegir el menú de un restaurante. Y es que si nos paramos a pensar estamos tomando decisiones en las que tenemos que confiar en nosotros mismos continuamente, desde que nos levantamos por la mañana y elegimos nuestra ropa y lo que vamos a desayunar hasta que nos vamos a dormir.

Cada día tomamos miles de decisiones, algunas menos importantes como elegir el menú en un restaurante o elegir nuestra ropa y otras más importantes como las que realizamos en el trabajo. Pero todas ellas tarde o temprano, van a tener un impacto en nuestra vida. Todas ellas dependen, en un sentido o en otro, de nuestra seguridad en nosotros mismos. Por eso es importante, no tirar la toalla cada vez que la vida nos plantea una situación que está fuera de nuestro alcance, o lo mejor dicho, una situación que creemos que esta fuera de nuestro alcance. Todo está en nuestra mente.

¿Cumples los 4 requisitos para ser feliz en el trabajo, según Harvard?

Si estamos montando en bici, y estamos pensando que nos vamos a chocar o a caer, al final nos chocaremos, y no porque lo estemos haciendo mal, sino porque no creemos en nosotros mismos. Y lo mismo pasa con nuestros proyectos en el trabajo y las tareas que nos asignan, si creemos que lo vamos a hacer mal, o que no vamos a ser capaces de satisfacer las expectativas que otros han puesto en nosotros, lo haremos mal. Si soy redactora y al empezar a escribir un artículo para mi blog pienso que no tengo ideas, o que mis lectores no van a leer el artículo o que no les va a gustar, estoy dejando al miedo ganar.

Una vez más, no todo está perdido, la confianza en uno mismo, no es algo que nazca con nosotros, es algo que surge con la práctica. La sociedad espera que seamos confidentes con nosotros mismos, pero esto es imposible, esto no es algo que venga de la noche a la mañana, no hay un botón mágico que nos haga creer en nosotros mismos, pero si que hay técnicas, técnicas estrellas, que todos hemos experimentado alguna vez.

Nuestra favorita es sin duda la repetición. ¿No lo habíamos oído nunca no? Seguro que nunca nos han dicho alguna vez, si no sabes hacer algo, si no te sale un problema de matemáticas, tienes que practicar, a la primera no te va a salir, y puede que ni a la segunda ni a la tercera, pero a la cuarta vas a ver progresos. Y eso es así, todas las cualidades que tenemos hoy en día, son gracias a la repetición. Si no hubiésemos repetido diez veces ese problema de matemáticas que no nos salía en el instituto, puede que ahora no estuviésemos donde estamos.

Ahora bien, poner en práctica la técnica de la repetición es muy fácil cuando tenemos que aprender algo practico como pueden ser las matemáticas o la física, o cuando tenemos que aprender un idioma, pero cuando tenemos que perfeccionar una cualidad, de tal importancia, como puede ser la confianza en uno mismo, hace falta algo más que repetición. Necesitamos voluntad. Voluntad de ponernos a prueba, de salir de nuestra zona de confort, voluntad para ser mejores y superar nuestros límites.

¿Parece fácil no? Repetición + Voluntad = Confianza. Parece, pero no lo es. Como en toda educación matemática, siempre hay excepciones. Con la confianza en uno mismo pasa lo mismo. A veces aunque tengamos voluntad, y queramos hacer algo de todo corazón, la presión y el miedo al fracaso nos juegan malas pasadas.

10 claves para mejorar tu fuerza de voluntad y autodisciplina

Todos estamos dispuestos a repetir algo, pero ¿Cuántos de nosotros estaríamos dispuestos a persistir después de muchos intentos ineficaces? Probablemente pocos. El fracaso nos da miedo, nos asusta. Pero nos tenemos que enfrentar a él.

Así que, la próxima vez que te enfrentes a un problema, o haya un obstáculo en tu camino, no te olvides de que tu mente es tu peor enemigo, y no aceptes no por respuesta. Da lo mejor de ti para conseguir lo que te propones. Ya sea un aumento de sueldo o decir no a tu jefe porque no te gusta el proyecto que te ha encargado.

Enfréntate a tus miedos, a tus límites, y da lo mejor de ti para creer en ti mismo y conseguir tus objetivos. Si vas a pedir un aumento de sueldo, y se nota a kilómetros que ni tú crees que puedes conseguirlo, los demás tampoco creerán en ti. Pero si lo que transmites es seguridad en lugar de miedo, los demás sabrán que vas a por todas, y no aceptas un no por respuesta.

La confianza es la clave del éxito, y por mucho miedo que tengamos al fracaso, o por muchas malas pasadas que nos juegue la presión, nuestra mente siempre puede combatirlas.

El autor de este artículo es Sara López Alaguero, Team Coach de Trendhim

Sobre el autor de este artículo

Autor Invitado

  • Bryan Rodriguez

    Muy buen artículo. Es especialmente necesario tener confianza en sí mismo cuando se está iniciando en algun campo, como cuando estás aprendiendo algún oficio, o cuando eres nuevo en un trabajo y debes completarlo con el mismo nivel de calidad y profesionalidad que los que ya tienen años de experiencia en ello. Se debe tener en mente que todos tenemos derecho a fallar y el éxito se verá medido por nuestra capacidad para confiar en nosotros mismos y corregir nuestros errores aprendiendo de ellos.

    Muchas gracias por este escrito.!