Educación

Científicos del TiCC crean un robot social para enseñar idiomas a los niños

Científicos del TiCC diseñan un robot para enseñar idiomas a los niños

Científicos de Holanda se encuentran realizando una prueba piloto con un robot social capaz de interactuar con los niños y enseñarles un segundo idioma.

La llegada del Internet de las Cosas y la proliferación de robots son dos de los fenómenos tecnológicos más importantes que salpican el siglo XXI. La robótica está destinada a ocupar diversos ámbitos de nuestra vida cotidiana: desde la producción industrial al trabajo doméstico o al apoyo en las empresas. Y si bien su avance no está exento de polémica -ya muchos se preguntan si estos objetos deben pagar impuestos o cómo afectarán a la creación y destrucción de empleo, la creación de robots conlleva también numerosas ventajas y progresos para la civilización.

En 30 años el 50% de los trabajos será desempeñado por robots

Actualmente, un grupo de investigadores holandeses ha desarrollado un autómata social capaz de convivir con niños e iniciarlos en el aprendizaje de idiomas con magníficos resultados.

Este proyecto ha sido desarrollado por el Tilburg center for Cognition and Communication (TiCC) de la Universidad de Tilburg. Su comunidad de científicos ha organizado un taller de aprendizaje, donde niños de edad preescolar asisten para interactuar con robots que les enseñan holandés e inglés a los pequeños, a la par que conviven con ellos en diversas actividades físicas.

Para enseñar los avances de su proyecto de robótica y aprendizaje de idiomas los trabajadores del TiCC han publicado un vídeo en su canal oficial de YouTube, mostrando las funcionalidades y el alto grado de sociabilización del robot con el público infantil. Puedes ver la muestra a continuación.

El robot social que enseña inglés y holandés a los más pequeños

El grupo de esta prueba piloto, que todavía se encuentra en curso, está compuesto por cinco niños con tres años de edad, provenientes de distintas familias con diversos antecedentes en su cultura e idiomas nativos. El objetivo principal del proyecto es registrar la evolución del aprendizaje de los niños hasta finalizar este mes de julio, para publicar los resultados en el mes de agosto.

Los mejores juegos y apps educativas para niños

Así pues, a finales de este verano, podremos constatar los avances de este robot social y el éxito o fracaso del proyecto cuando el grupo de científicos holandeses evalúe los resultados del proyecto.

Vía | Phys.org

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.