e-conomía

Yahoo compra Flurry para potenciar la analítica móvil

flurry-pantallazo
Escrito por Esther Macías

El gigante liderado por Marissa Mayer confirma la adquisición de Flurry, una startup desarrolladora de una aplicación de analítica y publicidad fundada en 2005 en San Francisco (EE.UU.).

La fusión del mundo de la analítica con el de la movilidad es una tendencia clara en la industria de internet y, al igual que lo han hecho en el pasado otros grandes jugadores de este terreno como Facebook con la compra de Onavo, Distimo con la de AppAnie, o Twitter con una cuantas empresas, ahora Yahoo sorprende con la noticia de la compra de Flurry, una startup potente nacida en 2005 en San Francisco que desarrolla soluciones de analítica y personalización de la publicidad para aplicaciones móviles.

La adquisición, confirmada por Yahoo (aunque la empresa no ha desvelado la cifra de compra desde Techcrunch apuntan a unos 200 millones de dólares), deberá pasar ahora por las aprobaciones pertinentes de las autoridades de regulación. Esta operación encaja perfectamente en la apuesta por el móvil que el gigante de Internet está haciendo desde la llegada de Marissa Mayer, su CEO, a la compañía hace ya dos años. Una apuesta que ya ha quedado patente con las últimas cifras proporcionadas por la compañía, que indican que más de la mitad de su audiencia mensual proviene de dispositivos móviles. De hecho, en el último trimestre cerrado por Yahoo (el segundo de su ejercicio fiscal) los usuarios móviles activos alcanzaron los 450 millones de personas al mes y el tiempo que la audiencia de la empresa de Internet pasa en el móvil ha crecido un 79% solo en el último año.

“Yahoo tiene la misión de reimaginar los hábitos diarios de los usuarios y la movilidad es está en el centro de todo lo que hacemos. Nuestro acuerdo para adquirir Flurry supone un paso significativo para la compañía y refuerza el compromiso de Yahoo de crear y apoyar aplicaciones móviles hermosas, inspiradoras y útiles y soluciones de monetización. Al unirse a Yahoo, Flurry tendrá recursos para acelerar el despliegue de plataformas que ayuden a los desarrolladores a construir mejores apps, que lleguen a los usuarios adecuados, y explorar nuevas oportunidades de ingresos. Juntas, las compañías pueden hacer mejores experiencias móviles a través de productos que están más personalizados y son más inspiradores”, reza el comunicado realizado por Yahoo en el que anuncia la compra de la startup.

Una apuesta por la analítica móvil… y la publicidad personalizada

En el comunicado desde Yahoo hacen hincapié en que la analítica es crítica para mejorar el desarrollo de las aplicaciones móviles y por ello, añade, “Yahoo y Flurry están reinvirtiendo en los desarrolladores y en seguir construyendo grandes productos analíticos”. La combinación de ambas compañías, indica el escrito, “acelerará el crecimiento en ingresos de cientos de desarrolladores y editores del ecosistema móvil”.

No hay que olvidar, por otro lado, que lo que también busca el gigante de Internet con esta adquisición es proporcionar soluciones de publicidad móvil más efectivas “para que las marcas lleguen a sus audiencias y logren una aproximación única en el escritorio y el móvil”. Los usuarios por su parte, indican desde Yahoo, se beneficiarán de experiencias con aplicaciones móviles más personalizadas.

Flurry, un caso de éxito en el ecosistema móvil

Desde luego Yahoo sabe dónde poner la bala. Flurry, que trabaja desde 2008 proporcionando soluciones de analítica, personalización y optimización de apps, ya tiene una base de usuarios de su plataforma de análisis de 170.000 desarrolladores y la actividad de su app alcanza los 1.400 millones de dispositivos al mes. No en vano, Flurry Analytics se encuentra en siete apps por dispositivo de media y la usan unos 8.000 editores para monetizar su actividad de publicación web.

 

 

 

 

 

Sobre el autor de este artículo

Esther Macías

Periodista especializada en tecnología, innovación, economía digital y emprendimiento. Tras un largo paso por iWorld y ComputerWorld, desde 2013 estoy inmersa en la prodigiosa aventura de TICbeat como jefa de redacción.