e-conomía Empresa

Steve Ballmer, exCEO de Microsoft, compra el 4% de Twitter

Steve_Ballmer_at_CES_2010

Steve Ballmer ha confirmado que en los últimos meses se ha hecho con acciones de Twitter que le aúpan como el tercer mayor accionista individual de la compañía,

Para alguien con 23.000 millones de dólares en el bolsillo y un equipo de baloncesto en la mano, invertir unos 800 millones en hacerse con el 4% de Twitter puede sonar a poca cosa. Pero el asunto cambia de color si esa persona es el mismísimo Steve Ballmer, exconsejero delegado de Microsoft.

A través de la propia red social, Ballmer confirmaba que en los últimos meses se ha hecho con acciones de Twitter que le aúpan como el tercer mayor accionista individual de la compañía, por delante de su actual CEO (Jack Dorsey, 3%) y tan sólo por detrás del otro cofundador de la empresa, Evan Williams (6,8%), y del príncipe saudí Alwaleed bin Talal, quien confirmó la pasada semana que era propietario de más del 5% de esta red social.

 

En su tuit, Steve Ballmer se congratulaba a sí mismo y a Alwaleed bin Talal por sus respectivas compras y alababa el fichaje de Dorsey como CEO permanente de la compañía. Asimismo, el exCEO de Microsoft celebrara también el lanzamiento de Moments, una nueva funcionalidad que agrupa los tuits relacionados con un evento en tiempo real.

Twitter, en un momento crucial para su consolidación

La entrada de inversores de este calado en Twitter es una grandísima noticia para esta compañía, necesitada como ninguna de brotes verdes tras muchos meses sin ver la luz al final del túnel. Recordemos que Twitter ha descendido hasta la tercera plaza en cuanto a número de usuarios activos al mes (300 millones, superada por Facebook e Instagram) y acumula pérdidas de más de 1.900 millones de dólares desde que se fundara hace ya nueve años.

Para remediar el rumbo de la empresa, Twitter ha anunciado recientemente 336 despidos, que representan, de acuerdo con lo que el propio equipo ha dicho, recogido por el diario The Wall Street Journal, el 8% del conjunto de su fuerza de trabajo global, que actualmente suma unos 4.100 trabajadores.

Así es Omid Kordestani, el presidente ejecutivo de Twitter… que no tuitea

Al timón estarán Dorsey y Omid Kordestani, ex empleado de Google recién aterrizado en Twitter y que ocupará el puesto de presidente ejecutivo. Es el mismo cargo que Jack Dorsey dejó vacante cuando, tras la dimisión de Dick Costolo el pasado mes de junio, pasó a ser CEO “interino” o en funciones.

Veremos si con el apoyo de estos nuevos accionistas (y la experiencia de Ballmer al frente de una de las mayores multinacionales tecnológicas del mundo), Dorsey y Kordestani consiguen remontar el vuelo y hacer que su red social recupere el esplendor de tiempos mejores.

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.