Netflix, investigada por la SEC por el estado de su CEO en Facebook

netflix

¿Puede una publicación en redes sociales cambiar el curso de las acciones de una compañía? La respuesta a esta pregunta prácticamente nadie la dudaría: sí. En un mundo en el que el perfil en social media de una empresa o de sus directivos se ha convertido en un altavoz corporativo más, nadie duda que una conversación positiva o negativa puede afectar a las cotizaciones de una firma. Pero ¿es justo para los inversores tener que recurrir a Facebook para informarse del funcionamiento de la firma de la que han comprado acciones? Eso es lo que según el regulador de mercados estadounidense, la SEC (el equivalente estadounidense a la Comisión Nacional de Valores), juzga ya más cuestionable.

La SEC está investigando si el consejero delegado de Netflix, Reed Hastings, burló las reglas de mercado con una actualización de su estado en Facebook, en la que anunciaba una cifra record de horas de vídeo consumidas en el site. Netflix consiguió llegar a los 1.000 millones de horas de streaming al mes, tal y como anunciaba Hastings entonces en su perfil de Facebook. La actualización de estado del directivo se convirtió en la base de un elevado número de noticias en medios especializados de todo el mundo, lo que afectó a las acciones de la compañía, que subieron alentadas por las positivas noticias.

La SEC considera que, con este movimiento, la firma habría podido violar la norma que obliga a las empresas cotizadas a publicar cualquier dato relevante para el negocio en forma de comunicado de prensa o empleando el formulario 8-K (es lo que sucede, por ejemplo, con las empresas cotizadas españolas cuando remiten un hecho relevante a la CNMV), tal y como recoge TechCrunch. Netflix está siendo por ahora únicamente investigada.

Hastings se ha defendido en Facebook de las acusaciones. “Usamos blogs y social media, incluido Facebook, para comunicarnos de forma efectiva con el público y con nuestros miembros”, explica en una actualización de estado. Según el directivo, anunciar en Facebook la cifra convirtió el hecho en algo realmente público, dado que muchos suscriptores y periodistas especializados en el mundo tecnológico siguen sus actualizaciones de estado.

Además, añadió, no es la primera vez que se han ofrecido datos como ese en redes sociales. “Pensamos que el hecho de alcanzar 1.000 millones de horas de visionado no era material para inversores y habíamos blogueado unas cuantas semanas antes que habíamos servido cerca de 1.000 millones de horas al mes”, apunta, recordando que la subida en las acciones comenzó antes de su post, con una nota positiva de Citigroup. 

 

Etiquetas ,

Contenidos Relacionados

Top