e-conomía

Nace la Streaming Video Alliance sin Youtube ni Netflix

SVA
Escrito por Marcos Merino

17 compañías constituyen un consorcio con el objetivo de ayudar a definir los estándares técnicos y operativos de esta nueva industria.

Un grupo de 17 proveedores de servicios, empresas de contenidos y proveedores de tecnología han constituido esta semana la Streaming Video Alliance, con el objetivo de formular los estándares de esta nueva industria, y establecer buenas prácticas para los servicios de vídeo online a gran escala. Esas 17 compañías (fundamentalmente procedentes de los Estados Unidos, pero también de Corea del Sur, Italia y Australia) son las siguientes: Alcatel-Lucent, Charter Communications, Cisco Systems, Comcast, Epix, Fox Networks Group, Korea Telecom, Level 3 Communications, Liberty Global, Limelight Networks, Major League Baseball Advanced Media, Qwilt, Telecom Italia, Telstra, Ustream, Wowza Media Systems y Yahoo.

Según el CEO de una de esas compañías, Alon Maor de Qwilt, “la creciente demanda de los consumidores de un gran experiencia de streaming de vídeo es sólo el comienzo […] la necesidad de una mayor colaboración entre los miembros del ecosistema del streaming de vídeo resulta clara, y la formación de la SVA representa para nosotros una oportunidad para proporcionar a los consumidores la mejor experiencia posible”.

Funcionamiento de la Streaming Video Alliance

Así, esta nueva organización se centrará en tres áreas básicas:

  • Arquitectura abierta: definición y establecimiento de un estándar abierto que permita escalar el negocio de provisión de vídeo en la nube.
  • Calidad de la experiencia del consumidor (para crear un enfoque común en la definición, medición y optimización de la calidad de transmisión del vídeo).
  • Interoperabilidad (para crear normas de transmisión del vídeo).

Los miembros fundadores de la ASV (que aportarán 25.000 dólares al año a la misma, frente a los 12.500 de los futuros miembros de pleno derecho y los 5.500 de los miembros de apoyo) se reunirán al menos dos veces al año en persona, añadiendo a eso comités que se reunirán de manera regular para crear especificaciones. Según Dan Rayburn, analista de Frost & Sullivan y vicepresidente de StreamingMedia.com, “la SVA no es un organismo de normalización, sino más bien será quien proponga especificaciones técnicas a los organismos de normalización pertinentes”.

Los grandes ausentes: Youtube y Netflix

Pero, pese a que entre esas compañías podemos encontrar nombres de mucho peso, lo que la mayoría de los medios han destacado ha sido la ausencia de Youtube y Netflix, los dos mayores canales de consumo de banda ancha en toda la Red. La razón de este sorprendente hecho es que ambas compañías han invertido ya mucho dinero para crear su propia infraestructura de distribución de vídeo, por lo que no estarían interesadas en cambiar su estrategia para adoptar una nueva arquitectura definida por un consorcio externo.

Un portavoz de Netflix citado por The Next Web niega que su compañía se esté planteado unirse a la SVA: “Dada la magnitud del tráfico de vídeo de Netflix, nosotros hemos ido construyendo nuestra red Open Connect con el objetivo de asegurar que los miembros de netflix disfrutan de la mejor experiencia de visionado, y proporcionamos acceso libre a la misma a todas las ISPs”.

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.