Foxconn niega que se interrumpiese su producción por disturbios

Foxconn disturbios Zhengzhou China Labor WatchFoxconn, uno de los fabricantes del iPhone (entre otros dispositivos), ha negado que los disturbios que tuvieron lugar en su planta de Zhengzhou paralizasen la producción. Eso sí, ha confirmado estos disturbios, que se produjeron poco después de que hubiese problemas similares en su fábrica de Taiyuan.

China Labor Watch, una organización que denuncia las malas condiciones de trabajo en el país asiático, aseguró que el 5 de octubre se produjo una huelga secundada por entre 3.000 y 4.000 trabajadores.

Al parecer, todo comenzó cuando Foxconn obligó a sus empleados a trabajar entre el 1 y el 8 de octubre, fiesta nacional en China, para poder satisfacer la demanda del iPhone 5. Entonces, según CLW, los trabajadores de la línea de control de calidad decidieron no acudir al trabajo por la mañana.

Más tarde, la compañía accedió a tener en cuenta sus peticiones, aunque no proporcionó medidas concretas. Finalmente, anunciaron que despedirían a todos los trabajadores que no acudiesen a su puesto de trabajo, lo que terminó con la protesta.

Sin embargo, Foxconn ha ofrecido otra versión a través de un portavoz, cuyas declaraciones a la agencia Xinhua han sido recogidas por AP. Así, la empresa asegura que la producción no se vio interrumpida en ningún momento y niega que tuviese lugar una huelga.

En cuanto a los disturbios, explicaron que se trataba de dos disputas aisladas entre trabajadores de la fábrica y personal encargado del control de calidad. Además, fueron resueltas rápidamente, siempre según el portavoz.

Etiquetas

Contenidos Relacionados

Top