Comparamejor, un ejemplo de adaptación startuping

comparamejorUna nueva tendencia está dominando el mercado empresarial hispanoparlante: replicar ideas exitosas en el extranjero, adaptándolas a la cultura y a los clientes de forma particular. Entre ellas, una startup ejemplar que muestra el valor de adaptar nuevas ideas de internet a las diferentes culturas del mundo.

¿Replicar ideas es legal? Hay una fina línea divisoria entre copiar literalmente (véase el caso de Apple vs. Samsung) y usar la ideas principal exitosa de otro negocio para crear un nuevo producto. Muchos emprendedores están observando el éxito de algunos proyectos en otros países, algo que las personas de su entorno no pueden disfrutar porque no existe un servicio parecido. El fenómeno de adaptar las ideas iniciales de otras empresas para que funcionen en otros países está en auge.

Un buen ejemplo de este fenómeno es Comparamejor; una web para comprar precios de seguros y servicios de bancos (préstamos, hipotecas, etc) para poder determinar los mejores precios y servicios online sin tener que acudir a las páginas web manualmente.

Me di cuenta del valor agregado de portales de comparación como MoneySupermarket.com que revolucionaron el mercado financiero haciendo el proceso de comparación y solicitud mucho más sencillo y automatizado. Este tipo de herramientas prácticamente no existían en América Latina y vimos una gran oportunidad para reducir la fricción entre consumidores e instituciones financieras,” apunta Fernando Sucre, CEO de ComparaMejor.com.

¿Cuál es la demanda para este tipo de negocio en Colombia? “La mayoría de nuestros usuarios son personas jóvenes entre 20 y 35 años de edad, que tienden a ser más propensas a probar nuevas páginas web. Sin embargo, la demanda viene de todas las edades, ambos sexos y de todas las regiones del país. La necesidad de contar con información de confianza para adquirir productos financieros es clara en todo tipo de público”, apunta el emprendedor, quien confirma que el problema de la falta de acceso a internet es cada vez menor en el país.

“El mayor reto hasta ahora ha sido estimular a que las instituciones financieras actualicen su tecnología”, dice Sucre, un reto de dependencia que sufren muchos negocios que ofrecen servicios dependiendo de la oferta de otras empresas.

Los fundadores de la empresa contaron con el apoyo del programa del Founder Institute en Bogotá, en la que los fundadores con experiencia y (como es el caso de Sucre) sin experiencia como emprendedores pudieron adaptar su idea inicial al mercado en la que querían marcar tendencia. “Fue muy útil”, apunta Sucre. “El FI nos apoyó de dos maneras significativas: ayuda en la estructura del modelo de negocio recibiendo feedback de expertos; y contactos con aliados locales incluyendo abogados, emprendedores y potenciales inversores. Más que ayuda creando una idea, el FI aceleró la implementación de la idea que ya teníamos”, explica.

Los emprendedores entienden las exigencias del mercado y las necesidades de sus clientes: “Queremos convertirnos en el aliado de confianza que ayuda a los consumidores a elegir sus productos financieros”, dice Sucre. Entre sus planes de futuro se encuentra una app para móviles y expandir a otros países de América Latina.

El Founder Institute está ultimando su primera edición en Barcelona. Ya están abiertas las inscripciones para participar en la primera edición del FI en la capital condal. El próximo martes 23 de octubre se realizará un evento de presentación en la Fàbrica Moritz Barcelona (Ronda de Sant Antoni 41). Más información aquí

Etiquetas

Contenidos Relacionados

Top