AppsDevs

Dos alternativas para desarrollar aplicaciones para móviles

Escrito por Ayram Pérez

Phonegap y Titanium se ofrecen como alternativa al desarrollo de aplicaciones frente a las nativas, ya que permiten el desarrollo multiplataforma con un único código

El mercado de aplicaciones para dispositivos móviles está en continuo crecimiento, siendo uno de los mercados con mayor demanda estimada de trabajo con una perspectiva de crecimiento del 11%, según un estudio de CareerBuilder y Economic Modeling Specialist International (EMSI). El principal problema que se encuentran las empresas de desarrollo es la fuerte lucha entre las distintas plataformas para dispositivos móviles. Para tener presencia en todas ellas la inversión debe ser muy alta, ya que es necesario un desarrollo por cada una de ellas.

Esta heterogeneidad de plataformas implica la complicación de los proyectos, aumentando el riesgo de errores y los costes de desarrollo y mantenimiento posteriores. Como alternativa han aparecido hace algunos años en el mercado varios frameworks que intentan unificar al máximo los desarrollos sobre cualquier plataforma, de tal manera que con una sola implementación (o con unas ligeras modificaciones), consigue crear las aplicaciones nativas para las distintas plataformas móviles. Los dos que consideramos más maduros y con mayor proyección son PhoneGap y Titanium.

phonegap

Phonegap

Está formado por una serie de utilidades que ayudan a implementar y generar aplicaciones para múltiples plataformas a través de HTML5, CSS y JavaScript. Sus principales características son:

  • Plataforma para crear aplicaciones móviles con HTML5 y una serie de librerías. JavaScript usando los estándares web.
  • API de alto nivel para operar en los dispositivos de cada plataforma.
  • Es de código abierto.

titanium

Titanium

Es un framework de desarrollo completo basado en JavaScript que dispone de multitud de herramientas para generar una aplicación nativa tanto para Android como para iOS. Ofrece desde una versión gratuita con múltiples servicios hasta tres planes con diferente coste y niveles de soporte. Entre sus puntos fuertes se encuentran los siguientes:

  • Uso de JavaScript para el desarrollo añadiendo multitud de funcionalidades propias de Titanium.
  • Unificación de API para todas las plataformas.
  • Entorno de desarrollo familiar (Eclipse).
  • Facilidad para desarrollar módulos específicos en código nativo para cada una de las plataformas que se integran dentro del framework.
  • Disponibilidad de módulos de terceros en el Marketplace.

En contra del uso de Titanium podemos mencionar que, a pesar de estar basado en JavaScript requiere un aprendizaje previo complejo para el uso de los componentes de Titanium. La depuración es complicada por las características de generación de código a partir del código Titanium, sobre todo tras la inclusión de Alloy MVC. No hay ningún entorno de diseño gráfico de la aplicación, basándose todo en xml. El diseño se circunscribe al tema específico de cada plataforma, no siendo inmediata la implementación de diseños alternativos. Al ser programación orientada a eventos los errores no suelen ser muy claros, lo que dificulta su identificación y localización.

Entonces… ¿con cuál nos quedamos?

El uso de PhoneGap es más simple que el de Titanium, que muestra una curva de aprendizaje mayor, mientras que Titanium puede desarrollar aplicaciones con una mayor complejidad que las desarrolladas por PhoneGap. Independientemente de esto, los dos frameworks son opciones muy interesantes para el desarrollo de aplicaciones móviles.

 

 

Sobre el autor de este artículo

Ayram Pérez