Ciber Cultura

Seis de cada diez conductores españoles compraría un coche autónomo

coche autonomo

Hasta un 80% de los conductores españoles está interesado en los coches autónomos aunque el porcentaje baja al 60% cuando hablamos de comprarlo próximamente.

El coche autónomo es una de las innovaciones tecnológicas que más potencial de cambiar el mundo tiene, ya que transformaría por completo la forma de entender el transporte por carretera y modificaría los hábitos de todos los ciudadanos. Todo fenómeno de esta índole genera opiniones a favor y en contra, fervientes defensores de esta tecnología y críticos a ultranza de este cambio de paradigma.

Por ello resulta muy interesante conocer cuál es la aceptación de los ciudadanos respecto al coche autónomo. Y, al menos en nuestro país, estos automóviles sin conductor son bien recibidos por parte de los españoles. Según una reciente encuesta, el 54% de los españoles lo conocen y afirman que será una realidad y en 80% afirma que estarán interesados en su uso. Nuestro país está por encima de países como Estados Unidos o Alemania en esa percepción sobre el futuro y utilidad del coche autónomo.

A la pregunta de qué haría dentro de este vehículo, divertirse es la primera opción (48% media mundial). Sin embargo, los españoles no ven la diversión como referente prioritario (39%). Hablar con los pasajeros y/o descansar son otras de las alternativas en las que el “conductor” emplearía su tiempo.

Los fabricantes deben de ser los responsables de este proceso de transformación hacia el coche autónomo, según los encuestados. Un 58% de los españoles así lo manifiestan, frente a un 62% de la media mundial en este informe de Cetelem. En cuanto a la disposición de comprar un coche de esta índole, mexicanos, chinos y brasileños son los más proclives (porcentajes entorno al 80%). En el caso de España, también nos situamos por encima de la media internacional (60% vs 55%), por encima de países europeos como Francia, Alemania o Reino Unido.

El coche conectado, el coche ideal

Sin llegar al extremo del coche autónomo encontramos el coche conectado, en el que se integran las últimas tecnologías móviles para ayudar a la conducción y a la conectividad de los usuarios de forma segura y sin renunciar al placer de estar al volante. En ese sentido, para los conductores españoles, el coche conectado es simplemente el coche ideal, sinónimo de progreso en materia de confort (87%), de ahorro de tiempo (84%) y de seguridad (81%). Por otro lado, el 70% opina que el coche conectado es caro.

Recordemos que, en España, el uso del smartphone es una herramienta fundamental al volante, y un 70% confiesa que lo usa para preparar o guiar sus desplazamientos. También destacamos por el uso del GPS no integrado. Sin embargo, en el uso del portátil o la tablet, estamos por debajo de la media mundial. Respecto al uso de otras aplicaciones interactivas (como Google Maps), el 88% de los españoles encuestados reconoce su uso. Chinos (97%) y brasileños (95%), lideran el ranking de usuarios de estas aplicaciones. Los japoneses (57%), están a la cola de esta lista.

Pero también hay algunos otros aspectos que también preocupan a los conductores, entre ellos “no ser completamente el amo del vehículo”, que es la respuesta del 24% de los encuestados en los principales países del mundo (en España, un 19%). También hay miedo al uso de información (22% en el mundo vs 21% en España); miedo por la seguridad (21% vs 18% en España). Llama la atención de los españoles a perder “el placer de conducir” (12%), frente al 9% internacional y que las funcionalidades se hagan rápidamente obsoletas (12% vs 8% en el mundo).

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big de Telefónica, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo y Finalista en los European Digital Mindset Awards 2016.