Ciber Cultura

Moscú gasta millones en garantizar un 1 de Mayo sin nubes

cloud-1117279_1280
Escrito por Marcos Merino

Las autoridades de la capital rusa han invertido 86 mill. de rublos para evitar la formación de nubes, dispersando productos químicos en la atmósfera.

Hoy, los moscovitas celebran el Primero de Mayo disfrutando de un buen día en cuanto a condiciones meteorológicas se refiere. Pero eso era algo con lo que ya contaban: parte de sus impuestos se han invertido en conseguirlo. Y es que el gobierno municipal ha desembolsado casi 86 millones de rublos (1,15 millones de euros) para garantizar un clima perfecto para las fiestas del Primero de Mayo (que este año coinciden, además, con la Pascua de la Iglesia Ortodoxa).

¿Qué es la siembra de nubes?

El contrato público, recientemente anunciado, recogía el uso de un proceso de manipulación climático conocido como ‘siembra de nubes’ (usado para variar la cantidad o el tipo de precipitaciones mediante la dispersión de sustancias en el aire). Tan favorables condiciones meteorológicas se consiguen gracias a que uno o varios aviones (especialmente diseñados para esta tarea) dispersan por los cielos de la ciudad una solución compuesta de cemento, nitrógeno líquido y dióxido de carbono granulado.

El largo historial de manipulación meteorológica en Rusia

Recurrir a esta técnica no supone una novedad para las autoridades rusas, que llevan años recurriendo a la misma (desde la era soviética) al menos durante las tres festividades más destacadas del año: el Día de la Victoria, el Día de la Ciudad y el Día de Rusia. Esto permite descartar la presencia de nubes durante la celebración de las mismas, que suele incluir desfiles militares (los cuales, claro, ‘lucen’ más en días soleados).

El año pasado, por ejemplo, invertir en cielos despejadas supuso para las arcas públicas de Moscú sobrepasar el récord de los 5,76 millones de euros. Como curiosidad, durante el último Día de la Ciudad en septiembre del año pasado la meteorología no se correspondió con lo previsto (hubo nubes y lluvias ocasionales), y hubo voces que solicitaron a la Fiscalía que averiguara en qué se había gastado realmente el erario.

Vía | United Press International

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.