Ciber Cultura

Los pioneros de la criptografía ganan el premio Alan Turing

Martin Hellman, padre de la criptografía moderna

Los programadores premiados sentaron hace 40 años los primeros pasos de la criptografía para mandar mensajes a través de sistemas públicos, contribuyendo al incremento de la seguridad digital.

En nuestros días, el cifrado de datos se trata de un asunto fundamental para los gobiernos, las entidades financieras y las personas de todo el mundo. El interés por la seguridad de la información se ha avivado en las últimas semanas debido a la negativa de Apple a desbloquear el iPhone de los atacantes de San Bernardino.

Disponer de un sistema que cifre los mensajes que mandamos es imprescindible para nuestra firma digital y la protección de nuestros datos, asegurando que nadie más que el receptor recibe la información de manera codificada.

La búsqueda de la seguridad en la web no es un fenómeno nuevo: la importancia de los protocolos de encriptación para cifrar mensajes ya fue anunciada de forma profética hace cuatro décadas por los últimos ganadores del galardón Alan Turing: Whitfield Diffie y Martin Hellman.

La pareja de desarrolladores, pioneros de la criptografía, recogerá el premio en metálico en una ceremonia que tendrá lugar el próximo mes de junio.

La criptografía, clave de la seguridad moderna

Diffie, ex responsable de Seguridad de Sun Microsystems, y Hellman, profesor emérito de Ingeniería Eléctrica de la Universidad de Stanford, desarrollaron juntos un protocolo revolucionario de intercambio de claves a partir de 1970.

El sistema creado se basa en la división de la criptografía en una clave pública que puede ser libremente distribuida y una clave cifrada para desencriptar los datos, que solamente conoce el receptor de los mensajes.

¿Qué supuso este avance informático desde su implantación? Pues algo tan fundamental para nuestra sociedad contemporánea como la creación de un canal seguro a través de la red. De hecho, el protocolo Diffie-Hellman continúa preservando a diario la comunicación vía Internet y las transacciones financieras de millones de personas.

John McAfee dispuesto a “hackear” a Apple en favor del FBI

El presidente de la ACM, la Asociación de Maquinaria Computacional encargada de otorgar el galardón, ha publicado los motivos de que Diffie y Hellman reciban el premio Alan Turing, confirmando la relevancia que tiene en la actualidad el concepto de cifrado para la seguridad nacional y los medios de comunicación.

“En 1976, Diffie y Hellman imaginaron un futuro en el que la gente se comunicaría de forma regular a través de redes electrónicas y serían vulnerables al robo o alteración de sus comunicaciones. En la actualidad, después de casi 40 años, vemos que sus predicciones resultaron notablemente proféticas”, concluyó el presidente.

Sobre el autor de este artículo

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.