Ciber Cultura Tendencias

La música indie europea firma con Apple Music

thom_yorke
Escrito por Redacción TICbeat

Dos grandes conglomerados de sellos alternativos se adhieren al nuevo servicio de Apple después de que éste decidiera cambiar sus condiciones de retribución.

Quizá no vendan tantos discos ni generen tantos titulares como Taylor Swift, pero cuentan, aun así, con una enorme influencia en la leal comunidad de fans que tienen detrás. Se trata de las discográficas independientes, que, representadas en los grupos Beggars Group y Merlin, acaban de firmar sendos acuerdos con Apple para ofrecer su música en su nuevo servicio de streaming, Apple Music, que previsiblemente llegará al mercado en los próximos días.

Beggars Group es un longevo e influyente conglomerado de sellos independientes europeos, de los que forman parte Matador Records y XL Recordings. Entre los artistas que representa se encuentra la superventas Adele, la formación electrónica Basement Jaxx y los respetados Radiohead, cuyo ex vocalista, Thom Yorke, ya protagonizó hace alrededor de un año una salida poco amistosa de Spotify, plataforma de la que afirmó que pagaba “una mierda” a los artistas noveles. Merlin, por su parte, es una organización de gestión de derechos digitales que a agrupa a 20.000 discográficas.

Según recoge BBC News, el director ejecutivo de Merlin, Charles Caldas, ha explicado que el grupo ha alcanzado este acuerdo con Apple después de que la compañía de Cupertino anunciara que los artistas también serían retribuidos por las reproducciones de su música que tuvieran lugar en los tres meses de prueba gratuita que ofrecerá a sus usuarios.

La cantante estadounidense Taylor Swift, que ya abrió un intenso debate público sobre el modelo de negocio de la música en streaming y el margen que destina a los artistas al retirar el pasado otoño su catálogo de Spotify, cargó recientemente las tintas contra Apple Music, en una carta en la que criticaba que la firma de la manzana no tuviese pensado compensar económicamente a los músicos por las escuchas que se produjeran de su repertorio durante sus tres meses iniciales de prueba gratuita. Poco después, Eddy Cue, uno de los directivos de Apple Music, anunciaba en Twitter que el servicio también remuneraría a los creadores por estas reproducciones.

“Apple ha decidido pagar por todo el uso que se haga de Apple Music, incluso durante los trials gratuitos, así como modificar otros términos sobre los que nuestros representantes han estado conversando con la compañía. Con estos cambios, nos hace felices anunciar que hay acuerdo”, ha escrito Caldas.

Por su parte, representantes de Beggars han hecho pública su satisfacción de firmar este pacto con Apple. Su presidente, Martin Mills, ha manifestado que le alegra respaldar este acuerdo con Apple Music, y que espera que éste sea el primer paso “de un futuro muy interesante”.

Algunos de los sellos que acaban de cerrar este acuerdo con Apple, como XL Recordings o 4AD,  son los mismos que hace apenas un año se enfrentaron a YouTube por las condiciones que el portal de vídeos de Google, que también anda desde hace tiempo detrás del streaming, parecía querer imponerles para subir su música a la red. Parece que ahora Apple Music llega en son de paz al siempre pantanoso terreno de la distribución de la música en Internet.

Sobre el autor de este artículo

Redacción TICbeat

Actualidad y análisis en tecnología, tendencias, aplicaciones web, seguridad, educación, social media y las TIC en la empresa.