Ciber Cultura Tendencias

El nuevo y suculento acuerdo entre Apple Music y Taylor Swift

Taylor Swift deja Spotify: crónica de una marcha a la francesa
Escrito por Redacción TICbeat

El servicio de streaming obtiene los derechos de emisión de la gira de la cantante, que prestará además su imagen a la firma.

Parece que, tras las tiranteces del principio, ahora las cosas entre el servicio de streaming musical Apple Music y la cantante superventas Taylor Swift van como la seda. La estrella norteamericana, que subió su último trabajo de estudio a la plataforma de Apple tras retirarlo de Spotify, ha firmado un acuerdo con los de la manzana que incluye derechos exclusivos de distribución y una campaña promocional con su imagen.

Ha sido la propia artista quien ha anunciado a través de un vídeo publicado en su perfil oficial en Twitter que solo serán los suscriptores a Apple Music (tanto los que ya están pagando como los que todavía disfrutan de sus tres meses de prueba gratuitos) quienes puedan acceder al vídeo y retransmisión en streaming de su gira 1989 World Tour. El contenido estará disponible a partir del próximo domingo 20 de diciembre, y responde a la estrategia de diferenciación de Apple Music, que consiste en recurrir a extras como “el factor humano” y los vídeos ausentes en otros competidores del sector.

Thank you so much for all the birthday wishes. I have a little surprise for you. #1989WorldTourLIVE @applemusic https://t.co/actZbWBt4R

— Taylor Swift (@taylorswift13) diciembre 13, 2015

 

Pero no se queda ahí. Según publica Recode, Swift también colaborará con Apple Music en una ambiciosa campaña de marketing que incluye el uso de su nombre e imagen en las promociones de la firma en sus tiendas. Por ejemplo, su rostro aparecerá en pantallas instaladas en las Apple Stores, así como en las tarjetas de regalo de iTunes que se venderán estas navidades. La cantante también ha concedido una entrevista a la radio de Apple, Beats 1 Radio, en la que hablará del concierto cuyos derechos de emisión pertenecen a la firma de Cupertino.

Se sabe lo que Apple obtiene del acuerdo: los derechos de emisión de la gira y la potestad de utilizar la multimillonaria imagen de Swift para promocionarse, pero no está claro qué parte se lleva la cantante. Según ha señalado su discográfica, Big Machine, a la web especializada en tecnología, hay, como era de esperar, dinero de por medio, aunque no ha trascendido cuánto.

Erigida como abanderada mediática de las reclamaciones de algunos músicos acerca de los márgenes que les retribuyen las plataformas de streaming, tras borrar todo su catálogo de Spotify (donde una de sus canciones reapareció hace unos días por error atribuida a otro grupo, como informa The Guardian), Swift se dirigió también a Apple Music hace unos meses para cuestionar su modelo de financiación a los artistas.

En respuesta a la cantante, Apple Music comunicó que sí pagaría a los músicos por las reproducciones de sus canciones que tengan lugar durante los tres meses de prueba gratuitos, algo que no fue así desde el principio y que era lo que Swift criticaba. La estrella confirmó después que su último álbum, el superventas 1989, sí estaría disponible en el servicio, y, desde entonces, las cosas han ido bastante bien entre ambas partes.

Foto cc: Eva Rinaldi

Sobre el autor de este artículo

Redacción TICbeat

Actualidad y análisis en tecnología, tendencias, aplicaciones web, seguridad, educación, social media y las TIC en la empresa.