Cloud

¿Por qué el 70% del tráfico de Internet pasa por Virginia del Norte?

Datacenter
Escrito por Marcos Merino

Un región cercana a Washington, vinculada con las infraestructuras de comunicaciones desde los ’50, alberga hoy el primer datacenter de Amazon Web Services.

La arquitectura interna de la Red de Redes es totalmente descentralizada, lo que impide que exista ‘un botón para desconectar Internet’ (como el que demandaba hace unas semanas Donald Trump). Sin embargo, el uso real de la infraestructura de la Red no necesariamente aprovecha su potencial de descentralización, lo que termina configurando nodos críticos en los que cualquier problema de relevancia se traduce en la caída durante varias horas de algunos de los principales servicios online (como Instagram, Github, Netflix o Tinder). Pero, ¿de qué nodo estamos hablando?

MAE-East, el punto crítico de la Red de Redes

El primer ‘punto neutro’ de Internet (la infraestructura física a través de la cual los ISPs intercambian el tráfico de Internet entre sus redes) fue el MAE-East, localizado en la localidad de Ashburn (Virginia del Norte) en 1992.

6 años después, la compañía Equinix (que comparte cofundador con Digg, Jay Adelson) instaló cerca de allí un campus con 5 grandes centros de datos que disponían de una conexión ‘independiente de operadores’ (es decir, con acceso directo la red troncal que forma Internet). Éstos, a lo largo de los años, han prestado su infraestructura a clientes como Digg, Salesforce.com, IBM, AOL, Akamai, Google, Yahoo o Electronic Arts. “Si se apagara, Internet se vendría abajo”, afirmaba Adelson en 2009.

También en la misma región de Virginia del Norte se localiza desde 2006 el primer (y principal) centro de datos puesto en marcha por Amazon Web Services. Desde allí opera GovCloud, la infraestructura en la nube específica para su uso por parte de organismos públicos estadounidenses. Todo ello, funcionando dentro de discretas construcciones industriales repartidas por toda la zona.

De la Guerra Fría a Amazon

¿Por qué en Virginia del Norte y no en otro lugar? La culpa es de la Guerra Fría: en los años 50, las agencias militares y de inteligencia escogieron un paraje deshabitado de este estado (conocido con Tysons Corner) lo bastante alejado de Washington como para permanecer a salvo en caso de ataque nuclear y lo bastante cercano como para permanecer accesible, y empezaron a localizar allí búnkeres subterráneos secretos e infraestructuras de comunicaciones.

Más tarde, la alta concentración de contratistas de defensa y de empresas de servicios tecnológicos, favorecida por la cercanía con el aeropuerto internacionales de Dulles, convirtió la zona en la primera candidata para albergar el punto neutro MAE-East. La presencia de infraestructuras actuó como elemento de atracción para otras nuevas (lo mismo que ocurrió con las empresas), y esta zona de EEUU se convirtió en un ‘Silicon Valley del este’ por el que, a día de hoy, pasa el 70% del tráfico mundial de Internet (hace ya 4 años, un tercio de ese porcentaje correspondía exclusivamente a Amazon Web Services).

Bobbie Killberg, presidente del the Northern Virginia Technology Council, explicaba a Forbes que “la proximidad al poder es una de las ventajas tradicionales de esta región. La ubicación es de suma importancia para cualquier negocio, y el norte de Virginia está al lado de la capital del país, el epicentro del poder político y financiero. […] Es claramente atractivo para una amplia gama de innovadores”.

Vía | NextGov.com
I
magen | Wikipedia

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.