Cloud

Google tira los precios de sus servicios de ‘cloud computing’

cero-uno-2
Escrito por Elías Notario

Importante giro el que le acaba de dar Google a su plataforma Cloud Platform, esa bajo la que los del buscador engloban todos sus servicios de computación en la nube, al anunciar rebajas muy significativas en los precios de los mentados servicios junto a varias mejoras y novedades

Importante giro que le acaba de dar Google a su plataforma Cloud Platform, que se trata de esa bajo la que los del buscador engloban todos sus servicios de computación en la nube. Y es que en las últimas horas Google ha anunciado lo que pocos esperaban: recortes muy significativos en los precios de los servicios que nos ocupan.

En concreto las novedades fueron presentadas en el marco del evento Google Cloud Platform Live por Urs Hölzle, vicepresidente senior de la división de infraestructuras técnicas de Google, quien explicó que han decidido bajar los precios de todos los productos que conforman la plataforma entre un 30% y un 85%. Afinando un poco más, la cosa queda más o menos así en cada uno de ellos:

– Compute Engine: es el servicio que ofrece capacidades de procesamiento de máquinas virtuales escalables y flexibles en la nube en el que aplican una reducción de precios del 32% en todos los tamaños, regiones y clases

– App Engine: es el servicio que permite alojar aplicaciones en la misma infraestructura utilizada por Google que las dota de escalabilidad. En este caso Hölzle no dió cifra concreta de rebaja, se limitó a comentar que bajan significativamente los precios en las operaciones con bases de datos y el de las instancias de cómputo front-end

– Cloud Storage: el servicio de almacenamiento online, como deja claro su nombre. Aquí se han puesto muy duros y el GB pasa a costar de media unos 2,6 centavos de dólar, lo que supone más o menos una rebaja del 68% para la mayoría de los clientes

– BigQuery: la solución de Google destinada a procesar grandes volúmenes de información, cuyos precios caen un 85%

Lo que hemos visto por sí solos ya son cambios importantes, pero hay más. Por un lado prometen que en el futuro continuarán abaratando los servicios ya que opinan que los precios de las soluciones de cloud computing deben estar acordes con las bajadas de los costes del hardware (estiman que al año durante los últimos cinco los costes del hardware han venido mejorando de un 20% a un 30% mientras que los precios de los servicios cloud sólo han bajado un 8% al año). Por el otro a las rebajas de precios suman lo que llaman Sustained-Use Discounts, que podemos traducir como descuentos sostenidos por uso y son eso, descuentos que se aplican automáticamente en base al uso sostenido de los servicios (de momento sólo los aplican en Compute Engine)

Y si por si con todo esto no fuera suficiente, además introducen unas cuantas mejoras y novedades. Por ejemplo implementaron soporte expandido para Windows Server 2008 R2, Red Hat Enterprise Linux y SUSE Linux Enterprise Server, características variadas pensadas para mejorar la productividad de los desarrolladores o máquinas virtuales gestionadas.

Así que ahora sí parece que Google va a por todas en el negocio del cloud computing, una muy buena noticia para todos porque aunque Google Cloud Platform aún no está al nivel de otros como Amazon Web Services, líderes actuales del sector, con las mejoras y novedades, y sobre todo con las bajadas de precios, la promesa de seguir bajándolos en el futuro y los descuentos automáticos por uso, han aumentando la presión sobre el resto de actores importantes del sector que se verán obligados a mover ficha.

Sobre el autor de este artículo

Elías Notario

Redactor especializado en tecnología e Internet, ahora por @eldiarioes y @ticbeat. Cofundador de la tienda online de regalos desdegaiaconamor.com