Cloud

Google abrirá en Chile su primer centro de datos latinoamericano

Escrito por Pablo G. Bejerano

El gigante de Internet va a construir su primer centro de datos en Latinoamérica y ha escogido a Chile para el proyecto. Se trata de un movimiento para expandir sus productos en la región, apoyados por una nube que tenga un origen local. Las instalaciones costarán 150 millones de dólares y en ellas trabajarán 20 empleados.

Quilicura, una región cercana a la capital de Chile, Santiago, ha sido la escogida por Google para instalar su primer centro de datos en el continente latinoamericano. La compañía de Mountain View ha destacado la fiabilidad de las infraestructuras en el país, así como la existencia de profesionales cualificados.

El país andino se ha impuesto a rivales como Brasil, cuya población es mucho mayor y dispone de un sector tecnológico en pleno crecimiento, debido entre otras ventajas a iniciativas para avivar la cultura emprendedora, como Start-up Chile, que pretende atraer a gente innovadora de todo el mundo.

Está previsto que el centro de datos de Google en Chile cueste 150 millones de dólares y funcione con 20 empleados. Las obras terminarán a finales de 2013, según los planes que ha trazado la compañía.

Ventajas para los usuarios latinoamericanos

Un centro de datos en Latinoamérica ofrecerá a los usuarios de esta región un acceso mejor y más rápido a los productos de Google en la nube. Desde el buscador hasta las aplicaciones para empresas, pasando por los mapas o YouTube funcionarán con más soltura y fiabilidad.

“Construir este centro de datos en Chile es un paso emocionante para nosotros. Mientras el uso de Internet crece en Latinoamérica, la gente busca información y entretenimiento, nuevos negocios, oportunidades y formas mejores de conectar con amigos y familia cerca y lejos”, ha explicado Google en un post.

Actualmente hay centros de datos de Google en Estados Unidos, en Finladia y en Bélgica. Pero la compañía tiene planeas para construir otros nuevos en Hong Kong y Taiwán el próximo año.

Sobre el autor de este artículo

Pablo G. Bejerano