Cloud

Edificios más inteligentes gracias a la recogida de datos

medium_1161507336
Escrito por Marcos Merino

Nuevas aplicaciones PaaS llevan un paso más allá la gestión automatizada de los sistemas de calefacción y aire acondicionado en grandes edificios.

Son muchas las soluciones tecnológicas cuya utilidad se fundamenta en la recogida de datos y su uso para el reconocimiento de patrones. Por ejemplo, Amazon es mucho más que una tienda online gracias en parte a sus sistema de recomendación de productos basada en los patrones de compra de sus usuarios.

Lo que no resulta tan habitual es que podamos observar similar comportamiento en edificios: hablamos, por ejemplo, del servicio Clockworks de KGS Buildings, capaz de detectar cuándo una caldera está a punto de fallar, basándose en patrones elaborados por la recopilación de décadas de datos. O´Reilly ha publicado en su web un artículo sobre esta clase de edificios inteligentes recogiendo una conversación entre dos de sus colaboradores (Andy Oram y Mark Pacelle) y el cofundador de KGS Building, Nicholas Gayeski.

En el mismo se habla de la rápida evolución de los sistemas de monitorización de energía: en el pasado (y, mayoritariamente, aún hoy en día) la calefacción y el aire acondicionado estaban controlados por sistemas de automatización que requerían de análisis manual para evaluar el rendimiento energético del edificio, mientras que actualmente dichos sistemas ya pueden agregar y analizar automáticamente los datos, lo que permite producir información priorizada para los tomadores de decisiones. Sin embargo, en el futuro los grandes edicios podrán contrar con sistemas de optimización y autocorrección.

Las características de Clockworks

KGS Buildings hace uso de servicios ofrecidos por proveedores de automatización de edificios: por ejemplo, una vez recopilados los datos a través de protocolos como BACnet, OPC, Modbus u oBIX, el software Clockworks se ejecuta como un PaaS sobre Azure (la plataforma de computación en la nube de Microsoft) para analizar los datos recogidos por dichos sistemas de automatización, y así poder realizar diagnósticos y detectar fallos y oportunidades de mejora (por ejemplo, válvulas mal cerradas que generan excesos de calefacción o de refrigeración indetectables por los usuarios a causa de los sistemas de compensación automática de temperatura). Este tipo de funciones permite a los ingenieros dedicar menos tiempo a identificar problemas, y más a solucionarlos.

Los datos en bruto de todos los edificios monitorizados por Clockworks están disponibles en la nube de KGS Buildings para poder realizar diagnósticos más completos, lo que no impide personalizar dicho proceso en base a las características de cada edificio individual.

Imagen principal | kevin dooley via photopin cc
Imágenes del post | KGS Buildings

Sobre el autor de este artículo

Marcos Merino

Marcos Merino es redactor freelance y consultor de marketing 2.0. Autodidacta, con experiencia en medios (prensa escrita y radio), y responsable de comunicación online en organizaciones sin ánimo de lucro.