Big Data

The Machine, la solución de HP para gestionar el ‘Big Data’

the machine
Escrito por Mihaela Marín

El Internet de las cosas es un concepto que se impone con más fuerza desde que el número  de los dispositivos conectados a la red ha aumentado de forma considerable. Es más, su uso frecuente es un indicio del hecho que se ha convertido en un elemento intrínseco del entorno tecnológico que influye directamente en el funcionamiento de la sociedad informatizada actual.

Páginas web, servidores o servicios cloud son repositorios informáticos que gestionan una cantidad de datos con previsiones de crecimiento tan grandes que al final se convierte en un tema preocupante para los especialistas. Si hasta ahora la información se medía en gygabytes (10^9 bytes) o terabytes (10^12 bytes), los estudios estiman un aumento a un ritmo exponencial que multiplicará la escala actual llegando a los geopbytes (10^30 bytes) en los siguientes diez años.

HP

“Los centros de datos de todo el mundo consumen juntos más energía que todo el gasto total de Japón”, explica Richard Friedrich, director del laboratorio de Innovación Estratégica y Servicios de Investigación de HP.

Según el equipo de investigadores del conocido fabricante de ordenadores, el problema de la infraestructura limitada para gestionar la cantidad creciente de datos encontraría una solución en una tecnología más rápida que permitiera almacenar más datos en menos espacio. Al cabo de dos años de investigación, los científicos de HP presentan un superordenador, tan eficiente que, afirman ellos, podría reducir el espacio de un centro de datos entero.

 

hpthemachine

 

El poder de un transistor revolucionario: más datos en menos espacio

El nombre genérico, La Máquina, ha sido especialmente elegido para definir un dispositivo que puede adaptar su uso a un ordenador, un móvil o incluso un servidor. La principal innovación que le permite englobar esta característica depende de un cambio que se ha tenido que realizar a nivel microscópico.

Según los científicos, los métodos actuales de la nanotecnología han reducido los componentes electrónicos de los transistores a dispositivos tan pequeños que podrían afectar las propiedades de los electrones que los componen (a una escala tan reducida llegarían a relacionarse de forma equivocada).

La solución ha sido crear un nuevo tipo de componentes llamados memristors que funcionan a base de una estructura de iones y fotones, muy adecuada para fabricar transistores de un tamaño reducido. El director del laboratorio de HP sostiene que esta nueva categoría de memorias puede almacenar datos ahorrando mucha parte de la energía que se gasta para mantener los servidores. A comparación con la tecnología actual los iones son más estables y por lo tanto pueden almacenar información usando menos energía que los electrones mientras que los fotones incrementan la capacidad de transferencia de datos.

Combinando estas tecnologías la compañía cree que The Machine traerá la nueva generación de dispositivos informáticos con capacidad de almacenamiento de hasta 100 TB y un uso de energía de 20 a 80 veces menos comparado con el gasto producido por los centros de datos actuales.

El CTO Martin Fink, afirma que HP tiene intenciones de adaptar el superordenador a todos los dispositivos que se encargan de procesar una cantidad grande de datos para eliminar la necesidad de comunicar con servidores centrales. De momento la compañía promete tener listo para el 2018 un sistema operativo construido desde la base, así como versiones para Linux y el sistema operativo Android, ya que actualmente no existe ninguno capaz de gestionar estas cantidades enormes de datos.

La apuesta de HP para revolucionar los componentes informáticos es muy grande teniendo en cuenta la complejidad del proyecto pero si consigue cumplir los objetivos la compañía tendrá asegurada una posición muy importante en el mercado creciente del Internet de las cosas.

 

Sobre el autor de este artículo

Mihaela Marín

Mi interés por la tecnología ha nacido cuando me he dado cuenta de que nos permite ver el lado escondido de la realidad. Todavía quedan muchas cosas por descubrir y suficiente curiosidad para entender lo que realmente somos. Especializada en Periodismo y Marketing, he podido compartir experiencias con profesionales del mundo empresarial tecnológico. Siempre en búsqueda de ideas, escribo para hacer conocido el trabajo innovador, capaz de cambiar los problemas en soluciones.