Análisis Social Media

Chatroulette: un éxito viral ruso que quiere ser norteamericano

Fotografia -  Russian RouletteParece ser que el pillo de 17 años que creó Chatroulette ha solicitado un visado para EE.UU.

El afortunado o brillante joven ha indicado que desea trasladarse al mercado estadounidense en algún momento en un futuro próximo.

Con toda la atención que él y su servicio han recibido en los medios y la explosión de tráfico (y potencial de monetización) en su sitio, su aplicación nos lleva a preguntarnos, ¿cuál es el mejor sitio para desarrollar una startup?

En diciembre de 2009, Chatroulette tenía 500 usuarios. Hoy, cuatro meses más tarde, la página tiene 1,5 millones de visitantes diarios. Esas meras cifras bastan para llevar a los inversores a echar abajo la puerta de su creador, el estudiante de secundaria ruso Andrey Ternovskiy.

Sin embargo, lo que es mucho más interesante para muchos es la mecánica de la propia página. “Es 4chan en vídeo. Una fórmula insuperable”, afirma Muhammad Saleem, considerado por muchos una excelente autoridad sobre viralidad en desarrollos técnicos. Otros lo han denominado “brillante”, “la forma más pura” de Internet y sus usuarios, y “un gran modo de perder el tiempo”, uno de los usos más habituales de la Web social.

Yo a menudo lo he descrito como una cajas de piezas de juego sin reglas. A los usuarios se les invita a crear cualquier tipo de experiencia que elijan teniendo en cuenta un conjunto simple de limitaciones. Por naturaleza resulta viral, adictivo, imaginativo y básicamente humano.

El problema es éste: actualmente, la página carece de financiación y no es comercial.

El creador del sitio, un chaval adolescente ha terminado siendo objeto de debates nacionalistas, capitalistas y tecnológicos al verse en la situación de escoger entre la financiación rusa o un camino de baldosas amarillas a Silicon Valley. Según una página, los inversores rusos implicados intentan “romper la hegemonía norteamericana en el ciberespacio, un plan ambicioso, sobre todo teniendo en cuenta que Estados Unidos es el hogar de muchos de los líderes del mercado en la economía de Internet.

“El valor conjunto de Google, Microsoft y Facebook asciende aproximadamente a 500.000 millones de dólares, o cerca de una tercera parte de la producción económica rusa anual. Por tanto, si Rusia, que tiene más de 50 millones de usuarios de Internet y cuenta con unos de los mercados de crecimiento más rápido, espera alcanzar estos niveles, necesitará conservar a talentos como Ternovskiy en casa.”

Los inversores rusos que se pusieron en contacto con Ternovskiy también invierten en Facebook y Zynga; está claro que reconocen la viralidad social y los beneficios, y ven mucho potencial en Chatroulette. Sin embargo, Ternovskiy, que es hacker desde hace mucho tiempo, sueña con crear su propia startup de Silicon Valley.

¿Reforzará este joven el icono de Silicon Valley trasladando su éxito aparentemente repentino a la zona de la Bahía de San Francisco? ¿O demostrará que la economía de las startups realmente se está globalizando, al aceptar la financiación rusa y permanecer en el norte de Moscú?

Una pregunta más interesante: ¿Puede Ternovskiy mantener este brutal éxito? ¿O simplemente ha tenido suerte con Chatroulette? Te invitamos a dejar tu opinión en los comentarios.

Fotografía: Bradlby

Original: Jolie O’Dell

Sobre el autor de este artículo

Editorial RWWES